Marruecos defiende un censo de hasta 240.000 votantes en el referéndum del Sáhara

El espinoso proceso de identificación de votantes en el referéndum de autodeterminación del Sáhara Occidental, que ya fracasó en 1995, amenaza con hacer naufragar de nuevo el plan de paz de Naciones Unidas para la antigua colonia española. Mientras el Frente Polisario exige que el censo español de 1974 (unos 75.000 electores) sirva de base para la consulta, Marruecos insiste en que el resto de las tribus saharauis tengan derecho al sufragio. Una delegación diplomática marroquí defendió ayer esta postura en Madrid al afirmar que "entre 220.000 y 240.000 saharauis deben ser censados", al tiempo que acusaba al Polisario de bloquear el plan de la ONU.

Ibrahim Hakim, embajador itinerante del rey Hassan II desde 1992, cuando abandonó las filas del Polisario y su puesto de ministro de Exteriores de la República Árabe Saharaui Democrática, llevó la voz cantante en una delegación integrada también por el diplomático de origen saharaui Ibrahim Mussa y el ex ministro Rachid Ghazuani, actual consejero del Ministerio del Interior marroquí.

Hakim se encargó de recordar ayer en una conferencia de prensa que, además del censo español de 1974, la Misión de las Naciones Unidas para el Referéndum del Sáhara Occidental (Minurso) cuenta con otros cuatro criterios de identificación: los saharauis que se encontraban en el territorio, pero no fueron censados por las autoridades españolas; sus ascendientes y descendientes; los hijos de padre nacido en territorio saharaui, y todos aquellos que residieron en él hasta 1974 durante seis años seguidos o durante 12 años de forma intermitente.

"Ínfima minoría"

"Tengo la impresión de que [en España] se identifica a todos los saharauis con el Polisario, y eso no se corresponde con la realidad", afirmó Hakim, para quien los votantes del referéndum convocado por la ONU se encuentran mayoritariamente en las "provincias del sur", en referencia al territorio de la antigua colonia española. "Los que están en Tinduf [campamentos de refugiados del suroeste de Argelia] representan una ínfima minoría", agregó, "y el Polisario se opone a que todas las tribus saharauis participen en el referéndum".El diplomático marroquí afirmó también que desde que se reanudó el proceso de identificación de votantes, el pasado 3 de diciembre, apenas "un 5% o un 8% de los 30.000 saharauis que se han presentado en las oficinas de la Minurso han sido admitidos por el Polisario". Las comisiones de identificación están integradas por un funcionario de la ONU, un jeque por parte de Marruecos y otro por parte del Polisario.

El nuevo representante especial de la ONU para el Sáhara, el norteamericano Charles Dunbar, aseguró el pasado miércoles en Nueva York que la Minurso ha identificado desde el 3 de diciembre a unas 22.000 personas, que se suman a las 60.000 ya incluidas en el censo con anterioridad, según infórmó la agencia Efe. El responsable de la Minurso también informó de que Marruecos ha pedido la inclusión de 120.000 saharauis en el censo, además de los 75.000 empadronados por España en 1974.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0005, 05 de febrero de 1998.

Lo más visto en...

Top 50