Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PSOE cree que la política ''errática" de Exteriores ha hecho perder peso a España

El PSOE cree que la política exterior de José María Aznar se ha visto salpicada en 1997 por unas actuaciones "incoherentes, discontinuas y erráticas'' así como por la "pérdida de peso" de España en la comunidad internacional, "agotando además las rentas heredadas del Gobierno socialista". En un análisis de la gestión del Ejecutivo del PP, la Ejecutiva Federal del PSOE asegura que "hay serias razones para contemplar con preocupación el silencio y la pasividad del Gobierno" en cuestiones "trascendentales" para España en la UE.

La actitud del Ejecutivo, según el PSOE, puede suponer la exclusión de numerosas regiones del país de los fondos de cohesión. Además, la falta de pronunciamiento del Gobierno sobre la denominada Agenda 2000 puede hacer también que gran número de territorios españoles queden excluidos de las transferencias procedentes de la Política Agraria Común (PAC), según la dirección socialista, que acusa al Ejecutivo de haber "negociado mal" la penalización en los cultivos herbáceos o la cuota láctea. "En definitiva, la equivocada estrategia del Gobierno de Aznar de negociar cada tema aisladamente ha acabado por crear a España continuos adversarios en el Consejo y la Comisión Europea", añade este documento, que reprocha igualmente al Ejecutivo que se haya "quedado solo" frente a los esfuerzos europeos de lucha contra el paro.En cuanto a la presencia de España en América Latina, la Ejecutiva del PSOE lamenta que la última Cumbre Iberoamericana confirma que el presidente del Gobierno "ni es la locomotora de estos encuentros ni es capaz de presentar iniciativas y propuestas". "Para intentar resolver estos desaguisados y, a falta de mejores ideas, el Ministerio de Asuntos Exteriores ficha a Ana Botella" para que asista a otra cumbre, la de esposas dé Jefes de Estado y de Gobierno, "pero ni Aznar ni su asesora han tenido tiempo de resolver la anómala situación por la que atraviesa nuestra relación con Cuba". La dirección socialista reprocha igualmente al Ejecutivo su "pasividad" con el Magreb y su comportamiento "errático e incoherente" respecto a Guinea Ecuatorial al apoyar ahora a Teodoro Obiang "cuando hace poco lo hacía con Severo Moto".

En declaraciones a la agencia Efe, el ministro de Exteriores, Abel Matutes, advierte que España "siempre rechazará que la ampliación de la UE comprometa las políticas de cohesión y la agraria común". "En ningún Caso renunciarémos a estas políticas de solidaridad", sostiene. Respecto a Cuba, asegura que la petición del plácet para el futuro embajador en La Habana se hará "en el momento que se considere oportuno y las circunstancias aconsejen".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 5 de enero de 1998