Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Crítica:CINE

Fallida comedia ecológica

Después de estar ocho años apartado del cine, el director catalán Francesc Betriu regresa para dirigir una de sus películas más representativas, en la medida en que intenta enlazar con las que realizó al comienzo de su carrera, pero que es uno de sus peores trabajos, al permanecer los resultados muy alejados de las intenciones.Interesado por un cine más populachero que popular, tal como demuestran sus producciones Corazón solitario (1972) y La viuda andaluza (1976), Francesc Betriu hace sus mejores películas cuando hace adaptaciones de conocidas novelas, tal como ocurre en La plaza del diamante (19 8 2) y Réquiem por un campesino español (1987), basadas respectivamente en las narraciones homónimas de Mercé Rodoreda y Ramón J. Sender.

La duquesa roja

Dirección: Francesc Betriu.Guionistas: Ramón Rivero, Santiago Escalante. Fotografía:. Fernando Arribas. Música: Manuel Malou. Producción: España, 1996. Intérpretes: Rosa María Sardá, Loles León, Javier Gurruchaga, Nathalie Seseña, Rafael Alvarez El Brujo, Agustín González, Jorge Calvo. Estreno en Madrid: cines Acteón, Cristal, Odeón, Conde Duque, Colombia y Liceo.

La duquesa roja, que como aclara un rótulo al final no tiene nada que ver con la aristócrata de similar apodo y está basada en un flojísimo, casi inexistente, guión de Ramón Rivero y Santiago Escalante, pero que además en ningún momento Betriu logra dominar, lo que entronca a la película resultante con la parte más representativa y desigual de su cine.

El problema planteado en un pueblo de Andalucía sobre las tierras, llenas de camaleones, de una duquesa duda entre venderlas a un financiero vasco o conseguir que sean declaradas una reserva natural, enfrenta a políticos y ecologistas en medio de una tosca, mínima y mal desarrollada anécdota, con unos personajes sin interés, a los que un amplio grupo de desiguales actores trata de dar humanidad con unas interpretaciones exageradas que consiguen el efecto contrario.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 24 de julio de 1997

Más información

  • 'LA DUQUESA ROJA'