Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

CASTILLA LA MANCHA:

Los populares logran su objetivo de romper la igualdad con los socialistas al arrebatarles un diputado en ToledoEl PSOE se mantiene como primera fuerza sólo en Ciudad Real

El Partido Popular gana por primera vez en Castilla-La Mancha con unos resultados que rompen la igualdad a diez diputados que mantenía con el PSOE. En esta ocasión y gracias a los resultados en Toledo, el PP arranca un escaño al PSOE en esta comunidad autónoma. Sin cambios se mantiene la, coalición Izquierda Unida que sigue sin romper su techo electoral en esta comunidad y seguirá sin obtener representación en la región.Los 11 escaños del Partido Popular saben a importante victoria a sus dirigentes en esta comunidad, y la pérdida de uno no la considera el PSOE ni una derrota ni una pérdida irrecuperable. Y es que, según argumentan, una cosa son comicios nacionales y otra, los autonómicos.

Pero el primero de los objetivos del PP se ha conseguido: desnivelar la balanza a su favor. Algunos ediles del PP, como es el caso del toledano Agustín Conde, no vacilaban ayer a la hora de asegurar que los ocho meses de municipalidad popular se han notado en las urnas. Mientras, los dirigentes socialistas apuntaban a que la corrupción ha sido la piedra que ha hecho que su partido baje.

El presidente del PP en Castilla-La Mancha, José Manuel Molina, entiende que esta autonomía ha estado a la cabeza del cambio político y que se ha cumplido con una primera fase marcada de antemano: convertir al PP en el partido más votado de Castilla-La Mancha.

El secretario general de los socialistas castellano-manchegos, Juan Pedro Hernández Moltó, lejos de análisis autonómicos, parece tener los ojos puestos en Madrid. "El PSOE tiene un buen motivo para estar satisfecho: no han podido con nosotros", sentenció. "El nuestro es un partido que sigue entero, fuerte, con ganas de trabajar"

La coalición Izquierda Unida, sin embargo. mantiene la decepción y el desánimo. Y es que no consigue mejorar sus resultados: poco más del 8% de los votos y sin ningún escaño. Los dirigentes regionales de IU achacan su estancamiento a la polarización bipartidista y a ello suman un castigo añadido: el sistema electoral, que deja muy pocas posibilidades a un tercer partido en las pequeñas circunscripciones, como son las de esta región.

El PP ha sido por primera vez la fuerza más votada en cuatro de las cinco las provincias manchegas. Sólo en Ciudad Real el PSOE, aunque por un escaso margen de votos, ha conseguido hacerse con el quinto escaño en juego. Según Javier Rupérez, diputado popular por esta provincia, a pesar de todo, "si se tiene en cuenta desde dónde partíamos, los resultados son espectaculares".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 5 de marzo de 1996

Más información

  • RESULTADOS PROVISIONALES.ELECCIONES 3 DE MARZO.