José Ortega Cano se despide este año del toreo

La temporada de 1996 va a se muy especial para Ortega Cano que se despedirá de los ruedos españoles e hispanoamericano "tratando de realizar la mejor campaña de mi vida para deja un magnífico recuerdo", según el coletudo, quien no actuará en 1997. Aunque Ortega Cano, que acaba de cerrar su triple participación en la feria de Cali (Colombia) y prepara el resto de su corta temporada americana con sólo otros tres festejos, no quiere hablar de retirada definitiva, tampoco la descarta: "Lo que es seguro es que este año digo adiós y después voy a descansar; creo que después de 27 de lucha y 21 de matador de toros me lo merezco, ¿no?". El coletudo y su apoderado, Rafael Corbelle, tienen planificada su campaña de 1996 en condiciones muy similares a la de 1995, "que hasta el mes de septiembre, cuando encadené una serie importante de triunfos, no fue todo lo buena que queríamos admite el torero. "Irá a las principales ferias", adelanta Corbelle, "y sumará alrededor de las 60 corridas". El apoderado añade que al menos en dos de ellas, Ortega Cano actuará en solitario "aunque todavía no hemos decidido en qué plazas llevará a cabo este gesto". Tras la campaña española, el coletudo se despedirá de los cosos americanos con una temporada amplia que incluirá México.

Ortega Cano, que tampoco niega la influencia que sobre su decisión tiene su actual "estado de felicidad personal" tras su boda con Rocío Jurado, se va a preparar "con mayor intensidad que nunca para que esta temporada de mi adiós sea inolvidable para mí y para las aficiones". El diestro no esconde las dos plazas en las que más le gustaría salir a hombros: Sevilla, donde nunca lo ha conseguido, y Las Ventas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 02 de enero de 1996.

Archivado En:

Te puede interesar

Suscripciones El PaísSuscríbete

Lo más visto en...

Top 50