Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El europeísta Willy Claes, es virtual sucesor de Wörner al frente de la OTAN

Los europeístas están ganando la partida a los atlantistas. El ministro belga de Exteriores, Willy Claes, es el virtual sucesor del fallecido Manfred Wörner como nuevo secretario general de la OTAN. Las últimas reticencias que mantenían Bonn, Londres y Washington a su candidatura han sido eliminadas. Claes es un europeísta militante, "que tiene en mente a la OTAN como pilar europeo de defensa", destacan fuentes diplomáticas españolas.El ministro belga ha descabalgado ya de la carrera a sus principales competidores: el mediador noruego, Thornwald Stoltenberg, y el comisario holandés de Relaciones Exteriores, Hans Van der Broek. Éste era considerado excesivamente atlantista y se había creado muchas enemistades: de los alemanes cuando la crisis de Croacia; de los griegos por su forcejeo para que levantasen el embargo a Macedonia, y también de los españoles, por su labor general en la Comisión. El propio Gobierno holandés dejó caer su candidatura, "porque tenía escasas posibilidades", y pasó a apoyar al ministro belga.

El consenso en torno a Claes se debe sobre todo a su satisfactorio papel durante la presidencia belga de la UE en 1993. Demostró tener buenas aptitudes diplomáticas. Y en su lucha por el cargo ha tenido que vencer primero los obstáculos internos. Tanto él como el comisario de la UE Karel Van Miert son socialistas flamencos. Su acceso a la OTAN amenazaba con romper el delicado equilibrio de la política belga, establecido sobre la base de una doble coalición: socialcristiana-socialista y flamenco-valona.

El creciente consenso en torno a Claes se debe a una conjunción de factores, que han cristalizado desde el Consejo de Ministros de Exteriores del pasado fin de semana. Alemania, partidaria inicialmente de Stoltenberg, debía compensar a Bélgica por la frustración de este país al ser vetado por el Reino Unido su primer ministro como sucesor de Delors al frente de la Comisión. Washington, por su parte, dejó saber que aceptaría la candidatura que suscitase el consenso de los europeos, siempre con aval alemán, según Reuter. Medios diplomáticos norteamericanos en Bruselas aseguraron a este diario que no habrá posición oficial hasta final de septiembre, en la reunión prevista en Nueva York. La candidatura de Claes facilita indirectamente las aspiraciones del español Enrique Barón a ocupar la secretaría general de la Unión Europea Occidental (UEO), al eliminar a otro de los candidatos, el belga Van Eyskens, por obvia razón de equilibrios nacionales.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 14 de septiembre de 1994