Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El comandante en jefe de la OTAN deplora el 'vals de la duda' político

El comandante en jefe de las fuerzas de la OTAN, el general John Shaliskashvili, deploró ayer el vals de la duda que han bailado los políticos en torno a la crisis yugoslava que, en su opinión, ha debilitado la estrategia de la Alianza Atlántica.Además, Shaliskashvili advirtió que las fuerzas de la OTAN podrían enfrentarse a tropas guerrilleras si son desplegadas en la antigua Yugoslavia sin acuerdo previo de todas las partes implicadas en el conflicto.

El comandante en jefe de la OTAN se dirigió ayer a un foro de parlamentarios de los países miembros de la Alianza reunidos en Berlín y no dudó en expresar su desconcierto: "A pesar nuestro, no hemos logrado ni acuerdo ni claridad en torno a los objetivos políticos y todavía menos sobre las misiones militares", declaró Shaliskashvili, y añadió: "Evidentemente, esto afecta a nuestra capacidad de hacer frente a los acontecimientos en la ex Yugoslavia".

Sin embargo, Shaliskashvili respondió a quienes han acusado de impotencia a la Alianza Atlántica: "La OTAN es fruto de la voluntad de 16 naciones, hay que juzgar la voluntad de esas 16 naciones para utilizar este instrumento y no hacer responsable al instrumento de la incapacidad de quienes lo dirigen".

Hoy y mañana está prevista la celebración en Bruselas de una reunión de los ministros de Defensa de los países miembros de la Alianza -excepto Francia- que podría desembocar en la revisión de los planes occidentales, después del rechazo por parte de los serbios de Bosnia del plan de paz elaborado por los mediadores internacionales de la ONU y de la Comunidad Europea, Cyrus Vance y David Owen.

El comandante en jefe de las fuerzas de la ONU desplegadas en Bosnia, el general francés PhiIlipe Morillon, se entrevistó ayer con David Owen, mediador británico para la crisis de la antigua Yugoslavia, informa desde Ginebra Ana Fernández. Después de la entrevista, Morillon declaró que cualquier acción futura de las tropas occidentales en Bosnia "se mantendrá en el espíritu y la letra del plan Vance-Owen".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 25 de mayo de 1993