Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Todos los grupos reprochan al PP andaluz que oculte las dietas

Todos los grupos del Parlamento de Andalucía recriminaron anoche al PP el haber ocultado a Hacienda al menos 125 millones de pesetas, que los diputados populares percibieron en concepto de dietas, procedentes de las subvenciones de la Cámara autonómica durante 1990, 1991 y 1992. PSOE, Partido Andalucista (PA) e Izquierda Unida votaron en la comisión de financiación de los partidos políticos a favor de un texto en el que se subraya el "incumplimiento" de la legislación vigente por parte del PP, según fuentes parlamentarias. Esta iniciativa contó con el voto en contra de los populares.Los nueve miembros de la comisión debatieron durante cinco horas un informe jurídico de los letrados del Parlamento sobre la obligatoriedad de los diputados de declarar o no a Hacienda las retribuciones que en concepto de dietas perciben de, la Cámara. Mientras el PP se acogió a un articulado de la ley del IRPF que exime a los miembros de las asambleas regionales de consignar estas cantidades, PSOE, IU y PA insistieron en otros apartados de la misma ley en la que se obliga al contribuyente a declarar todos los ingresos que perciba.

En sus conclusiones finales, el PSOE, que cuenta con mayoría absoluta, ha propuesto enviar al ministerio fiscal y a Hacienda las apreciaciones de la comisión, así como la creación de un registro de intereses que cualquier ciudadano puede consultar previa autorización de la Mesa del Parlamento.

La comisión volverá a reunirse el próximo día 17 para elaborar el dictamen definitivo, que será aprobado por el pleno del Parlamento antes de final de mes.

El presidente del PP de Andalucía, Gabino Puche, admitió ayer que tanto el grupo parlamentario como los 26 diputados autonómicos populares no declararon a Hacienda 125 millones. El PP andaluz presenté el pasado 4 de marzo ante la inspección de Hacienda, en Madrid, una autoliquidación voluntaria de los gastos del grupo parlamentario (organización de actos, conferencias de prensa, reuniones, publicidad, propaganda) de los años 1990, 1991 y 1992 que ascienden a 96.601.208 pesetas y a las que se aplicó una retención de 7.168.749 pesetas.

Inspección provocada

El Partido Popular recurrió esta autoliquidación para provocar una inspección fiscal y demostrar que no hay irregularidad. No obstante, los populares andaluces no procedieron de igual forma con los 125 millones que los diputados regionales percibieron desde julio de 1990 hasta julio de 1992 en concepto de dietas.Puche reconoció que su grupo no ha presentado ante la comisión de investigación de financiación de los partidos políticos en Andalucía los justificantes de pago y las facturas por la organización de los citados actos porque, según dijo, "no lo han pedido".

En el borrador del dictamen de la comisión se concluye que el PP no declaró a Hacienda 244,5 millones de pesetas, de los que 125 corresponden al pago de gastos de viaje y desplazamientos de los diputados, y 119 a los del propio grupo. Hasta julio de 1992, los 26 diputados cobraban por su actividad una dieta de 10.000 pesetas diarias y 20 pesetas por kilómetro.

Este dinero no lo declaraban a Hacienda al entender que la legislación fiscal exime a los diputados de consignarlo al no rebasar el límite permitido.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 12 de marzo de 1993