Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

EEUU y Rusia negocian en Ginebra el acuerdo START II de desarme nuclear

El secretario de Estado norteamericano, Lawrence Eagleburger, y el ministro de Exteriores ruso, Andréí Kózirev, mantuvieron ayer en Ginebra (Suiza) una jornada maratoniana de negociaciones para concretar la voluntad política anunciada por los presidentes George Bush y Borís Yeltsin de firmar un acuerdo para reducir los arsenales nucleares estratégicos (START II) antes de que finalice el mandato del presidente de EE UU.

El tratado START II continuación del START I que se firmó en julio de 1991, ha estado bloqueado por "detalles técnicos". Eagleburger dio el tono de la negociación al asegurar: "Tenemos más del 50% de posibilidades de alcanzar un acuerdo, pero si no lo conseguimos en un día será muy difícil hacerlo en esta Administración".A menos de un mes del término de su mandato, Bush y Yeltsin intentan superar las diferencias técnicas para conseguir la disminución de los arsenales estratégicos nucleares de las 20.000 cabezas actuales a 6.500. El START II permitiría una reducción progresiva en los próximos dos años hasta restablecer los niveles medios de los años sesenta. Al igual que el START I, el nuevo acuerdo prevé no la destrucción de las armas mismas, sino de los misiles utilizados para su lanzamiento.

La negociación, iniciada tras el encuentro de Bush y Yeltsin en Washington el 17 de junio, recibió un nuevo impulso hace dos semanas en Estocolmo, donde se. discutió un texto común. Moscú deberá poner fuera de uso y eliminar las lanzaderas de los misiles intercontinentales SS-18 y SS-19 de ojivas múltiples, considerados el arma última de la disuasión y las más temidas por EE UU, ya que pueden alcanzar su territorio. Por su parte, Estados Unidos reduce a la mitad los misiles de ojivas múltiples en submarinos, casi invulnerables.

Queda por concretar el número de SS-18 y SS-19 rusos que, reducidos a una sola ojiva por misil, Yeltsin quiere conservar, en contra de la opinión norteamericana.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 29 de diciembre de 1992