El Banco de Inglaterra intenta mantener la libra dentro de los límites del SME y frenar el desplome de su divisa

La fortaleza del marco está provocando fuertes tensiones en el Sistema Monetario Europeo (SME). La depreciación continua que viene sufriendo la libra esterlina frente al marco la ha situado al límite de la banda de fluctuación que tiene asignada en el SME. El Banco de Inglaterra consiguió ayer que su moneda se recuperase ligeramente, tras intervenir masivamente comprando libras en el mercado de divisas de Londres. La libra esterlina se estabilizó alrededor de los 2,80 marcos alemanes, tras llegar a cotizarse a 2,7950 y marcar un nuevo mínimo frente al marco desde su entrada en el SME.Desde que el Bundesbank elevó los tipos de interés el pasado 15 de julio, la libra ha perdido un 3,78% frente al marco. La pérdida es mayor si se toma como referencia el no de los daneses al Tratado de Maastricht, con una caída del 4,77% de su valor frente al marco. 2,7780 marcos por libra es el nivel mínimo al que puede caer la divisa británica dentro del SME. Para no traspasar este límite, el Banco de Inglaterra tendría que adoptar medidas para sostener su moneda.

Más información

Precisamente ayer por la mañana, el banco emisor británico anunció que no subiría sus ya elevados tipos de interés para detener el deterioro de su moneda. Un punto porcentual sería la subida mínima para conseguir un efecto mesurable sobre la moneda británica. El Gobierno de John Major ya ha descartado las otras dos soluciones: devaluar unilateralmente la libra, esperando un realineamiento general en el SME, o abandonar el Sistema.

Los hipotéticos efectos de un no francés a Maastricht contribuyen a la continua depreciación de la libra.

* Este artículo apareció en la edición impresa del lunes, 24 de agosto de 1992.

Archivado En:

Te puede interesar

Suscripciones El PaísSuscríbete

Lo más visto en...

Top 50