Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Navarro rectifica y no responderá a todas las preguntas sobre la financiación

El diputado Carlos Navarro rectificó el viernes ante la Mesa del Congreso su decisión de comparecer voluntariamente ante la Comisión del Estatuto del diputado para explicar todas las alegaciones sobre su participación en las presuntas irregularidades financieras del PSOE. En el primer escrito Navarro justificaba su petición porque se había puesto en duda el uso que había hecho de su condición de parlamentario. Un día después retiró el escrito y lo sustituyó por otro en el que pedía su comparecencia -que se producirá el miércoles- para aclarar su declaración de bienes.

El motivo de este cambio de actitud, según el PSOE, es que se reparó en que se pretendía una acción cuya justificación había sido rechazada por la Mesa del Congreso dos días antes cuando lo solicitó Izquierda Unida. Por tanto, la pretensión de Navarro es más limitada: que se conozca si su patrimonio y si las acciones que poseía en Time Export, que fueron vendidas en 1988, figuraban en su declaración de la anterior legislatura.

En un primer momento Navarro no se dio cuenta de que el presidente del Congreso, FélIx Pons, y los miembros de la Mesa pertenecientes al Grupo Socialista habían rechazado la petición de Izquierda Unida al considerar que su vinculación con las empresas Malesa, Filesa y Time Export nada tenían que ver con su condición de parlamentarlo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 25 de junio de 1991