GUERRA EN ORIENTE PRÓXIMO

Fernández Ordóñez: "Sadam siempre llega tarde, salvo para invadir Kuwait"

El ministro de Asuntos Exteriores, Francisco Fernández Ordóñez, ironizó ayer en los pasillos del Senado sobre el anuncio del acatamiento por Sadam Husein de algunas resoluciones más de las aprobadas por el Consejo de Seguridad de la ONU en el segundo semestre del año pasado. "Cada cinco minutos acepta una nueva, a medida que le van presionando y que se acrecienta su derrota", contestó el jefe de la diplomacia española a una pregunta sobre el último comunicado de Radio Bagdad, y recordó que "las resoluciones son 12". Poco después, y ante un hemiciclo lleno en sus dos tercios, Fernández Ordóñez aseguró que "Sadam Husein siempre llega tarde, excepto cuando invadió Kuwait".

El titular de Exteriores lamentó ante él pleno que "hasta el último momento Sadam Husein maneje el condicional", es decir, que ponga condiciones para someterse a los textos adoptados por Naciones Unidas. "Parece que juega a prolongar la guerra cuando la ha perdido". Fernández Ordóñez expresó, sin embargo, el deseo de que el Consejo de Seguridad, que se reunió poco después de su intervención, "sea capaz de negociar resoluciones que pongan fin a la pesadilla de la guerra".Fernández Ordóñez franqueó la puerta del Senado coincidiendo con el anuncio radiofónico en el que se señala que, a cambio de un alto el fuego, Irak aplicará las resoluciones 662 y 674, que incluyen reparaciones de guerra a los países afectados, además de la 660, que el propio presidente iraquí se mostró dispuesto a cumplir el martes. Posteriormente el embajador de Irak ante la ONU se entrevistó con el presidente del Consejo de Seguridad para indicarle que su país aceptaba, según el ministro español, "algunas resoluciones y estaba dispuesto a cumplimentarlas en cuanto se apruebe un alto el fuego".

El ministro acudió ayer a la Cámara alta para informar al pleno en nombre del Gobierno, por primera vez desde que hace siete meses se desencadenase la crisis, de la política del Ejecutivo en el conflicto del Golfo. En anteriores ocasiones, él y su colega de Defensa, Narcís Serra, habían comparecido ante las correspondientes comisiones senatoriales.

Fernández Ordóñez recalcó que para que la última propuesta de Sadam Husein, la de ayer por la tarde, tenga credibilidad debería incluir las resoluciones 667, 661 y 665.

El ministro arremetió una vez más contra la falacia de un Sadam Husein que, mientras proclamaba el martes aceptar la resolución 66O, "disparaba misiles, masacraba a ciudadanos kuwaitíes mientras convertía a otros en rehenes, practicaba una política de tierra quemada y seguía sin facilitar información sobre la suerte de los prisioneros en sus manos".

La única voz discrepante con el Gobierno fue la. del senador Roc Fuentes, de IU, quien pidió a Fernández Ordóñez que hiciese todo lo posible para lograr un alto el fuego.

Tras reaccionar a la. última proclama iraquí, Fernández Ordóñez enfatizó: "En lo que depende de nosotros intentaremos que la Comunidad Europea juegue un papel" en la reconstrucción de la paz. El telón de fondo de la situación inestable que vive Oriente Próximo, reconoció, "es la falta de soluciones a la cuestión palestina".

El ministro anunció que el 11 y 12 de marzo viajará a El Cairo para participar en una reunión de la comisi5n mixta hispano-egipcia. Fernández Ordóñez será recibido por el presidente egipcio, Hosni Mubarak, y se reunirá con todos los embajadores españoles en la zona para analizar la nueva situación que emerge ahora en Oriente Próximo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del miércoles, 27 de febrero de 1991.

Se adhiere a los criterios de
Lo más visto en...Top 50