Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CARTAS AL DIRECTOR

Cuba no será una excepción

A la vista de los acontecimientos que están teniendo lugar en Cuba, donde el goteo de disidentes que buscan asilo en las embajadas extranjeras es constante, un grupo de exiliados cubanos que desde hace años -unos muchos años, otros menos- vivimos en España, queremos dar nuestra opinión sobre estos hechos. Recuerdan los sucesos de la Embajada del Perú, en la que hace 10 años más de 10.000 cubanos se refugiaron en aquella sede diplomática en La Habana. Entonces, la avalancha de personas desafectas al sistema fue masiva; ahora es limitada, si bien parece ir en aumento, aunque en la actual solicitud de refugio en la Embajada de Checoslovaquia parece haber manipulación por parte del Gobierno cubano. También la detención del encargado de negocios de Checoslovaquia en Cuba tiene todos los visos de una típica provocación gansteril de Fidel Castro.De todas maneras, nosotros pensamos que la solución al problema cubano no es el exilio de nuestros compatriotas, sino todo lo contrario: que los que nos encontramos en el exilio regresemos a Cuba; por supuesto, nocomo mansos ciudadanos, sino para oponerle una resistencia activa al castrismo, pero, eso sí, pacífica, descartando totalmente la violencia y el uso de las armas. No queremos que nuestra patria sea una segunda Rumania. Las naciones del este de Europa han demostrado que las grandes manifestaciones populares son más podrosas que los tanques.

Éste es el camino que debe seguir Cuba, ésta es la acción que debe emprender, y más temprano que tarde la emprenderá. De aquí que consideremos imprescindible que los miles y miles de cubanos que vivimos en el extranjero solicitemos en las embajadas, consulados, oficinas de intereses, etcétera, del Gobierno de Cuba en el extranjero el regreso a nuestro país, regreso al cual tenemos absoluto derecho, pues aun cuando en algunos casos poseamos otra nacionalid, de acuerdo con las leyes cubanas seguimos siendo ciudadanos de ese país. Admiramos la sin duda heroica labor que despliegan, dentro de la isla, los compañeros del Comité Cubano Pro Derechos Humanos y del Partido Pro Derechos Humanos en Cuba, y queremos decirles que no están solos, que si desde fuera los hemos apoyado, ahora queremos estar a su lado, luchar junto a ellos.

Cuando los pueblos pierden el miedo, las tiranías se derrumban, y lo ocurrido con las dictaduras del antiguo bloque comunista de Europa lo evidencia.

Cuba no será una excepción.-

y 17 firmas más.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 28 de julio de 1990