Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

"Detesto los bailarines robots", afirma Van Manen

El coreografo holandés ha montado para Víctor Ullate '5 tangos al ballet'

"El bailarín es la fuente de inspiración más importante para mí", declara Hans van Manen, de 57 años, coreógrafo del Netherlands Dans Theatre (NDT), que ha pasado estos días por Madrid para observar de cerca el montaje de una de sus obras, 5 tangos al ballet -en colaboración con Piazzolla-, para Víctor Ullate, pieza que fue estrenada hace unos días. "No creo en los ballets abstractos y detesto ver bailarines como muñecas o robots", afirma Van Manen.

Tiene aspecto de centroeuropeo maduro, sano, vital y sosegado, al que se le encuadra bien en cualquier rama profesional, ¿banquero, político, hombre de negocios?, pero al marcar un triple giro en arabes que, mientras sale del lugar de ensayo la fantasía deja paso a la realidad: su oficio es la danza.Hans van Manen, nacido en Nleuwr Arnstel (Holanda) hace 57 años, es uno de los coreógrafos que en los años sesenta plantearon la renovación de la danza europea, evolucionando a partir del baile clásico sin abandonar su técnica, hacia un concepto contemporáneo del ballet. "Lo que me gusta es hacer muchas cosas diferentes", afirma al explicar su estilo. "Pero en mis ballets siempre hay una dramaturgia, no en sentido anecdótico, de historias, sino que trabajo el movimiento con personas, y Balanchine ya decía que cuando se ponen un chico y una chica en escena ya hay una historia. No creo en los ballets abstractos y detesto ver bailarines como muñecas o robots".

Entre 1960 y 1970 Van Manen fue director artístico del entonces recién nacido Netherlands Dans Theatre (NDT) -cinco años en solitario y después junto a Benjamín Harkarvy y a Glen Tefley-.

Estilo holandés

"Al final, las cosas con Tedey no marchaban y dije bye bye". El NDT, de la mano de Jiri Kylian, salvó el bache y volvió a subir, llegando en 1975 al reconocimiento mundial- Desde el año pasado vuelve a tener a Van Manen como coreógrafo titular.En España se ha descubierto la danza holandesa con Kylian, pero el trabajo del checo se apoya en aquel proceso de renovación iniciado hace 30 años: "En 1959 creamos la compañía NDT y tenía base clásica, pero enseguida buscamos la colaboración de coreógrafos norteamericanos, como John Butler, Glen Tefley y Ana Sokolov; creamos un matrimonio entre la técnica clásica y la moderna, y esto es hasta ahora el estilo holandés que ha prendido en Europa".

El coreógrafo holandés tiene en su haber 100 obras realizadas "salgo a tres por año" y una cotización de primera fila. Van Manen opina de la compañía de Víctor Ullate "que son muy buenos bailarines y no tienen ideas fijas".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 28 de mayo de 1989