La reforma educativa anunciada por Solana costará un billón de pesetas

La implantación de la reforma del sistema educativo no universitario en todo el territorio nacional costará casi un billón de pesetas (969.949 millones exactamente), según explicó el ministro de Educación y Ciencia, Javier Solana, que ayer presentó el proyecto definitivo. La reforma, que se aplicará gradualmente a partir del curso 1991-1992, conllevará una remodelación profunda del actual sistema de formación profesional y la ampliación en dos años del período de escolaridad obligatoria, que abarcará desde los 6 hasta los 16 años de edad.

El ministro de Educación y Ciencia, Javier Solana, presentó ayer el Libro Blanco para la Reforma del Sistema Educativo, en el que se resume la reordenación de todas las enseñanzas actuales, desde la escuela infantil (0 a 6 años) hasta el umbral de la Universidad, al que se llegará a la edad de 18 años, y a la que se accederá tras una prueba de ingreso al término de¡ nuevo bachillerato. La reordenación del sistema se concretará en una ley que sustituirá a la vigente desde 1970, cuyo proyecto iniciará su trámite parlamentario en otoño próximo.Solana dijo que el éxito de la reforma dependerá del grado de implicación en la misma del profesorado y de toda la sociedad en general.

En este sentido aseguró que los máximos dirigentes de los partidos políticos parlamentarios han sido informados puntualmente de toda la filosofía educativa que inspira el proyecto, así como de su planificación y calendario, por lo que anticipó su convicción de que habrá un amplio consenso político para su puesta en práctica a lo largo del período de implantación previsto: desde el curso 1991-1992 hasta el de 1996-1997.

Enrique Fernández Miranda, presidente de la comisión de Educación del Partido Popular, manifestó ayer mismo que la propuesta de reforma "debe ser nuevamente debatida por todos los sectores implicados para que se pueda conseguir un verdadero pacto de Estado que permita evitar los continuos vaivenes en un asunto de tanta importancia como es la educación".

El citado Libro Blanco incluye una memoria económica, en la que se especifica la previsión de incremento de gastos, en todos los aspectos, que comportará la reforma que se proyecta, lo que constituye probablemente una de las principales novedades respecto de cualquier antecedente de grandes reformas del sistema educativo español a lo largo de su historia.

Para el cálculo de dicho incremento de gastos se han tenido en cuenta las previsiones demográficas hasta el año 1998 a partir del censo de 1981 y del padrón de 1986. El resultado en términos económicos de dicha planificación supone, para el conjunto de la reforma en el territorio escolar gestionado directamente por la Administración central, un coste redondeado de 400.000 millones de pesetas y de 960.000 millones en todo el territorio nacional.

Página 23

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS