La oposición paraguaya pide el aplazamiento de las elecciones y un nuevo censo

La oposición paraguaya al régimen del derrocado dictador Alfredo Stroessner, agrupada en el llamado Acuerdo Nacional, pidió el aplazamiento de las elecciones, que han sido convocadas para el próximo 1 de mayo. El Acuerdo Nacional agrupa a cuatro partidos: Liberal Radical Auténtico, Revolucionario Febrerista (socialdemócrata), Demócrata Cristiano y Movimiento Popular Colorado (Mopoco), una disidencia del Partido Colorado oficial.

Después de una reunión la noche del martes, el actual portavoz del Acuerdo Nacional, el liberal radical Domingo Laíno, expuso que "hemos coincidido en todos los puntos para exponer nuestra propuesta al Gobierno de facto, y dentro de este contexto asumimos el compromiso de reclamar prórroga a la fecha de votaciones presidenciales generales. Otro punto es la solicitud de reelaboración de los padrones electorales, y en tercer lugar, la modificación de la ley electoral, que padece vicios realmente antidemocráticos. Queremos la participación de todos los sectores".La exigencia de la oposición de retrasar las elecciones no parece que vaya a tener un resultado positivo. El nuevo presidente, general de división Andrés Rodríguez, ya declaró en su primera conferencia de prensa que la oposición está suficientemente organizada. El hombre fuerte civil del nuevo régimen, el canciller Luis Argaña, ha insistido en lo mismo. Declaró Argaña a la Prensa que "este plazo de tiempo está impuesto por la Constitución de nuestro país, para evitar que el Gobierno provisional se perpetúe. No creo que la oposición tenga ninguna clase de interés en que se alargue el plazo".

Reconoció Argaña que "sin duda que el plazo es relativamente corto", pero añadió: "A nosotros también nos toma de sorpresa. Tenemos que organizar nuestras bases".

Demandas de la oposición

Los reparos de la oposición y su pretensión de aplazar las elecciones parecen fundados y legítimos. Los censos electorales está viciados en Paraguay por muchos años de malas artes electorales durante el estroessnerismo. La mayoría de los opositores no están censados porque hasta ahora consideraban que votar equivalía a participar en una farsa. Parece dificil que se pueda elaborar en 80 días un censo electoral depurado.Estos detalles técnicos son muy importantes, pero el problema fundamental de la oposición paraguaya es su falta de preparación para afrontar la nueva realidad. "Nos agarraron con el culo al aire y así seguiremos", resumía ayer con aire resignado un abogado, dirigente de uno de tantos grupúsculos que forman la sopa de letras de la oposición panameña.

Para complicar más las cosas, el actual portavoz del Acuerdo Nacional, Domingo Laíno, ya casi ha lanzado su candidatura a la presidencia. Laíno, cuya característica más acusada parece ser su afán de notoriedad, declaró que "se decidió que ningún político integrante del Acuerdo Nacional tenga su representante para las próximas elecciones. Esta candidatura recayó sobre el presidente de turno del Acuerdo y es quien les está hablando". Está candidatura prematura de Laíno desencadenará sin duda polémicas y acentuará las divisiones entre la atomizada oposición paraguaya.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

La noche del martes se produjo un hecho positivo para la recuperación de las libertades oprimidas durante el estroessnerismo. Por las calles de Asunción los niños vendían de nuevo el semanario El Pueblo, órgano oficial del Partido Revolucionario Febrerista, clausurado durante 17 meses.

[El Grupo Socialista del Parlamento Europeo propondrá la postergación de las elecciones en Paraguay, pues considera que 90 días es muy poco tiempo para organizar unos comicios después de los 34 años del régimen dictatorial de Alfredo Stroessner, informa desde Caracas Ludmita Vinogradoff].

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS