Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Evtuchenko recita en Nueva York poemas nuevos y prohibidos

El poeta ruso Eugeni Evtuchenko (o Yevgeni Yevtushenko, como lo anunciaba su publicidad) ha dado tres recitales nocturnos en el Village Gate, un club de Manhattan. Presentado por su colega local, Allen Ginsberg, de pie y con la camisa asomando fuera del pantalón, Evtuchenco explicó en un inglés "de potencia extranjera" su actitud frente a la fama, y con dramáticos ademanes recitó poemas nuevos y algunos versos prohibidos en su país, la Unión Soviética, y aplaudidos en Occidente.Durante tres noches seguidas de este pasado fin de semana, el club del Village se llenó de seguidores adictos a la poesía de protesta, mientras quedaba patente la ausencia de algunos insignes compatriotas suyos que llevan tiempo instalados en Estados Unidos.

La protesta de Eugeni Evtuchenco, en telegrama y verso, contra la invasión soviética de Checoslovaquia en 1968, no ha supuesto el final de sus viajes fuera de las fronteras de la Unión Soviética ni ha mermado la venta de sus libros por todo el mundo, aunque ha recibido duras críticas de muchos escritores de su país por haber mantenido un difícil equilibrio entre la crítica a la situación política y la aceptación implícita de la censura.

En sus párrafos sin ritmo, que servían de contrapunto y presentación al recital de sus versos, Evtuchenco dio votos de esperanza para la despolitización de los poetas tras la apertura soviética llevada a cabo por Gorbachov, y expresó el dolor que sentía por la incomprensión de muchos de sus colegas.

A sus 55 años, Eugeni Evtuchenko se encuentra en gira para recaudar fondos, junto al físico y premio Nobel de la Paz Andrei Sajarov, para la construcción de Memoria, un monumento a las víctimas del stalinismo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 22 de noviembre de 1988