Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

AP omite nombres para que se acepte estudiar casos de tráfico de influencias

Alianza Popular intentará que la comisión de incompatibilidades y tráfico de influencias admita a estudio "casos concretos", una vez que han sido rechazadas las comparecencias de ocho personas al estimar la mayoría de la comisión que no había fundamento para que declararan.Los aliancistas solicitaron ayer que la comisión se reúna la próxima semana, mientras que los socialistas quieren esperar una semana más para dar tiempo a que determinada documentación jurídica llegue a la comisión.

No obstante, fuentes socialistas reconocieron que políticamente no tienen demasiado interés en que se hable en exceso, durante los próximos días, de tráfico de influencias, cuando las elecciones al Parlamento de Cataluña se celebrarán el domingo día 29.

Los servicios técnicos del Grupo Popular trabajan estos días sobre los mismos documentos que guardan desde hace semanas para darles diferente redacción y excluir los nombres propios.

La reprivatización de Rumasa será uno de los casos que presentará el grupo. El portavoz del mismo, Juan Ramón Calero, dijo ayer que pretendían, a partir de ahora, hablar "del objeto y no del sujeto".

Los populares presentaron a media mañana de ayer un escrito a la comisión de tráfico de influencias en el que se pide a su presidente, Justo Zambrana, que convoque una reunión "con la mayor prontitud posible, y en todo caso, dentro de la semana del 23 al 28 de mayo".

Una vez que se conoció en medios socialistas esta iniciativa, la reacción fue de malestar al vislumbrar que en el fondo se trata "de la misma cuestión, pero presentada de otra forma y, por tanto, sin argumentos".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 20 de mayo de 1988