Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
TRIBUNALES

Finaliza la vista oral del juicio sobre el 'caso Rueda'

Diez años después de la muerte en la cárcel de Carabanchel del anarquista Agustín Rueda, y tras más de mes y medio de sesiones, ayer por la noche finalizó en la Audiencia Provincial de Madrid el jucio contra los 12 procesados por los hechos ocurridos el 14 de marzo de 1978. Las sesiones terminaron con el informe del defensor de los dos médicos que reconocieron a Rueda, el letrado Marcial Fernández Montes, y con el ahogado del Estado, quienes elevaron a definitivas sus conclusiones ante una veintena de personas, amigos y familiares de la víctima y militantes de la CNT, que han asistido a todas las jornadas de la vista oral.

Femández Montes indicó que cuando los doctores José María Barigón Pérez y José Luis Casas García reconocieron a Rueda, éste no tenía síntomas graves, y señaló que un error de diagnóstico en esas circunstancias no es punible.Según el defensor, no hay ninguna relación de causalidad entre la intervención de los dos médicos y la muerte del recluso, y no se ha probado en la vista que sus defendidos sean responsables.

El letrado del Estado asumió la petición de absolución de los defensores, porque para que no se condene al Estado como responsable civil subsidiario en cuanto a indemnizaciones es preciso que sean absueltos los procesados, y dijo que ha habido muchas contradicciones en las pruebas practicadas.

Indicó que el director y el subdírector no intervinieron de forma directa en los hechos, ni se ha probado que conocíeran lo que pasaba en otras dependencias, y dijo sobre los ocho funcionarios procesados que no pueden ser acusados como figuras delictivas individuales de lo que fue una conducta colectiva.

Respecto a los médicos sefialó que no se dan los requisitos legales necesarios para que sean acusados de imprudencia temeraria, porque no puede hacerse esta acusación por no descubrir lesiones intemas, por lo que pidió la absolución del Estado en la responsabilidad civil subsidiaria.

Todos los defensores han pedido la libre absolución, mientras que los acusadores particulares, en nombre de la familia de Rueda y de otros internos lesionados, piden 30 años de cárcel por asesinato para cada uno de los 12 procesados.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 28 de enero de 1988