Una fundación en Jerez se dedicará a la promoción del flamenco

Jerez de la Frontera (Cádiz) será la sede de la Fundación Andaluza de Flamenco. La institución es un primer intento serio por parte de las autoridades autonómicas y locales andaluzas de reunir en una sola iniciativa la promoción del flamenco como arte específicamente andaluz, y ello a través de un centro que ofrezca diversos servicios y programas, según su director gerente, Joaquín Carrera. La fundación se ubicará en el palacio Pemartín, en pleno barrio gitano de Santiago.La fundación atenderá la demanda de cuatro sectores diferenciados: "Los investigadores y estudiosos, artistas y creadores del flamenco, los aficionados y otro segmento más masivo, de índole turística, al que fundamentalmente se trata de dar a conocer con seriedad el arte".

Situación geoestratégica

La decisión de ubicar la Fundación Andaluza de Flamenco en Jerez "no es gratuita", afirma Joaquín Carrera, y se fundamenta en "la indudable raigambre histórica de la ciudad en el arte flamenco desde sus orígenes más remotos" y por el entorno cultural favorable y "específicamente flamenco" de Santiago. Además también han primado la disposición de las instituciones jerezanas hacia el proyecto y la situación geoestratégica de la ciudad gaditana en relación a otros dos puntos fundamentales de la historia del cante, Sevilla y Cádiz.El consejo rector de la fundación se reunió ayer para aprobar el presupuesto inicial de actuación, fijado en 45 millones de pesetas. Este presupuesto se divide en tres partes iguales, aportadas por la Consejería de Cultura de la Junta de Andalucía, la Diputación Provincial de Cádiz y la Caja de Ahorros de Jerez. El Ayuntamiento jerezano aporta el palacio y el proyecto de rehabilitación.

La fundación ofrecerá servicios como biblioteca y hemeroteca, museo, archivos sonoro y gráfico de temas flamencos, y videoteca, y numerosas actividades de promoción como concursos, becas de investigación, seminarios y ciclos de actuaciones. El palacio Pemartín será acondicionado para albergar todos estos servicios.

La planta baja incluirá un jardín auditorio para espectáculos al aire libre, el museo flamenco y una sala de exposiciones. La entreplanta se dedicará a sala de conferencias y cine.

La planta primera, además de despachos y oficinas, albergará salas de audiciones, biblioteca y archivos gráficos y sonoros. La azotea se dedicará a diversas aulas de guitarra, cante y baile y un laboratorio fotográfico y de diseño.

Uno de los principales problemas a los que se enfrenta la fundación es la creación del archivo sonoro, al que dedicará una importante parte de su presupuesto y que se nutrirá no sólo de colecciones privadas, sino también de actuaciones en directo.

Para evitar el deterioro de los discos al reproducirlos se usará un sistema de grabación y reproducción en cinta digital.

* Este artículo apareció en la edición impresa del jueves, 09 de abril de 1987.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterPerfiles Profesionales 2022

Lo más visto en...

Top 50