Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Generalitat y el Ministerio de Trabajo aprueban las medidas para el reflotamiento de la editorial

El Departamento de Trabajo de la Generalitat y la Dirección Provincial de Trabajo de Barcelona aprobaron ayer dos expedientes de regulación de empleo, planteados de común acuerdo por Bruguera y Libresa y el comité de empresa, por el que se rescinden un total de 750 contratos de trabajo, la práctica totalidad de la plantilla de la empresa. Las resoluciones administrativas implican la autorización oficial para la constitución provisional de una sociedad anónima laboral, que aportará la capitalización del seguro de desempleo correspondiente a Bruguera, SA, para el saneamiento de la empresa, de acuerdo con la propuesta inicial del Banco de Crédito industrial (BCI), que avala la operación.El reflotamiento de Bruguera -pactado con la Administración a primeros de septiembre pasado- cuenta ya con una propuesta en firme para el nombramiento de un nuevo consejo de administración, formulada en fecha muy reciente por el propio Banco de Crédito Industrial, según ha trascendido de fuentes solventes.

El nuevo organismo de dirección propuesto contará entre sus miembros, como hombres fuertes, con la presencia de un nuevo consejero delegado, Javier Nieto, antiguo directivo de Bruguera y de José Manuel Delgado, como vocal, vinculado con. el grupo editorial Anaya. La presidencia y la secretaría del consejo estarán ocupadas por Guillermo Molinas y Francisco Uarajelada, de la familia Bruguera. Se incorporan a este equipo según la propuesta del BCI, Roberto Tornabi, profesor de la Escuela Superior de Administración y Dirección de Empresas (ESADE) y Christian Sala.

La totalidad de la plantilla de Bruguera se ha acogido a las medidas propuestas por el BCI, que cuentan ahora con la aprobación oficial de la Administración central y autonómica, con excepción de unos 30 trabajadores que han optado por tramitar jubilaciones o bajas voluntarias. Otros 12 directivos de Bruguera permanecerán en la plantilla de la empresa, por lo que no han sido incluidos en los expedientes de regulación de empleo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 24 de octubre de 1985