Shultz agradeció a Felipe González la adhesión de España al comité de exportaciones

El secretario de Estado norteamericano, George Shultz, agradeció ayer en Nueva York al presidente del Gobierno español, Felipe González, la adhesión de España al Comité para la Coordinación de las Exportaciones (COCOM). González mantuvo con Shultz la primera de las tres entrevistas que estos días tiene previsto realizar con los dirigentes de Estados Unidos. La prometida disminución de la presencia militar estadounidense en España fue sólo "motivo de reflexión", según la terminología utilizada por el portavoz del Gobierno español, Javier Solana.

Más información

González y Shultz se entrevistaron ayer a las diez de la noche (cuatro de la tarde, hora de Madrid)) en la suite del presidente del Gobierno español, en el United Nations Plaza Hotel. Shultz llegó antes de la hora prevista y tuvo que esperar unos cinco minutos a que González regresara del desayuno de trabajo, que inició a las ocho de la mañana con los directivos del semanario Newsweek.En el encuentro -que duró 20 minutos más de los 40 previstos- estaban presentes, entre otros algos funcionarios, el ministro español de Asuntos Exteriores, Francisco Fernández Ordóñez, los embajadores de España en Washington y de Estados Unidos en Madrid, Gabriel Manueco y Thomas Enders, respectivamente, y el veterano experto norteamericano en cuestiones hispánicas y actual embajador de EE UU en la ONU, Vernon Walters. En un ambiente calificado convencionalmente por Solana de "franco y cordial", en el que "se expusieron con claridad las respectivas posiciones", Felipe González comenzó el diálogo exponiéndole a Shultz el agradecimiento del Gobierno español por las disposiciones contra el proteccionismo comercial dictadas recientemente por el presidente Ronald Reagan.

Estas medidas han asegurado la presencia en el mercado estadounidense del calzado español. Este asunto -considerado prioritario por España en sus deficitarias relaciones comerciales con Estados Unidos- fue planteado ya por González a Reagan durante la visita que este último hizo a Madrid en la pasada primavera.

Siguiendo con el capítulo de agradecimientos, fue entonces cuando Shultz expresó el reconocimiento de su país hacia España por haber hecho público su deseo de adherirse al COCOM. Era esta una vieja petición estadounidense a la que parte del Gobierno español se venía resistiendo.

La presencia de España en el COCOM -comité este resucitado en los últimos tiempos por Estados Unidos para evitar la transferencia de alta tecnología susceptible de uso militar a los países comunistas- era solicitada por Estados Unidos para evitar la posible reexportación desde España de productos de doble uso procedentes de Estados Unidos.

Según informó el portavoz del Gobierno español, González y Shultz conversaron luego sobre el papel de España en el sistema defensivo occidental y las nuevas perspectivas internacionales que le ofrece la entrada en la CEE.

La reducción prevista por el Gobierno español de la presencia militar estadounidense en España fue motivo de la reflexión de ambos, según dijo Solana. Estas cuestiones seguirán siendo tratadas hoy con el vicepresidente George Bush, en Washington donde Felipe González será recibido por Ronald Reagan.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0026, 26 de septiembre de 1985.

Lo más visto en...

Top 50