Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Francia da un impulso a la cultura hispanoamericana con la creación de la Casa de los Países Ibéricos

Centralizará e informatizará todos los trabajos sobre la Penmisula y Latinoamérica

España, desde el punto de vista académico y de investigación, ha sido siempre uno de los temas favoritos para los arqueólogos, historiadores o geógrafos franceses. La tradición hispanista en Francia, centrada fundamentalmente en París, Burdeos y Pau, ha recibido un importante impulso en los últimos días con la inauguración en Burdeos de la Maison des Pays Ibériques (Casa de los Países Ibéricos), que se encargará a partir de ahora de centralizar e informatizar todos los trabajos que se realicen en Francia relacionados con la Península Ibérica y con el mundo latinoamericano.

Ya no se trata sólo de estudios sobre nuestro pasado, sino también de análisis sobre la España contemporánea, sobre su economía y sobre su política. El centro, instalado en Burdeos, reviste tal importancia que a su inauguración acudieron tres mínistros, los de Asuntos Exteriores de Francia, España y Portugal.Una de las dificultades mayores si no la más grave, en la investigación en el campo de las ciencias humanas es, sín duda, la dispersión.

Las universidades y los centros de investigación se han multiplicado y, con ellos, la dispersión de los esfuerzos y del trabajo", escribe Jean Pouilloux, director del Centre National de la Recherche Scientifique (CNRS).

Para evitar este problema, el CNRS intenta reunir en un solo punto, conocido por todos, las informaciones y documentos, publicados o inéditos, que afectan a un área de investigación. Éste es precisamente el objetivo principal de la Maison des Pays Ibériques, que se ha convertido de un solo golpe en uno de los centros hispanistas más importantes de Europa y del mundo.

Por el momento, este centro reagrupa a siete equipos de investigación ya existentes en Francia: "Instituto de Estudios Ibéricos e Iberoamericanos, Centro Pierre París, Centro de Estudios e Investigación sobre la Geografia de la Península Ibérica, Centro de Estudios e Investigación sobre España y el Mundo Hispánico, Departamento de Investigación Pirenaica de la universidad de Pau, Instituto de Estudios Jurídios Ibéricos e Iberoamericanos y Centro de Estudios Portugal-Aquitanía.

En total, esto supone que la Maison des Pays Ibériques cuenta como material de partida con los focos hispanistas más importantes de Europa: 65.000 volúmenes, 1.100 publicaciones periódicas, 12.000 documentos fotográficos, 7.000 mapas y varios centenares de documentos varios.

"Literatura gris"

El centro no sólo dispondrá de toda la información bibliográfica publicada a partir de 1980, sino también datos sobre el material utilizado por cada investigador concreto, al igual que fichas sobre lo que se denomina literatura gris, es decir, memorias y trabajos inéditos, tesis doctorales y estadísticas.Para organizar todo este material es imprescindible introducir la informática, y eso es precisamente lo que ha hecho la Maison des Pays Ibériques. El centro, instalado en un bonito edificio de 800 metros cuadrados dentro del campus de la universidad de Burdeos, dispone de un banco de datos, denominado Hispabib, que posee ya 20.000 documentos bibliográficos que pueden ser consultados.

La Maison des Pays Ibériques -explica su director, Joseph Pérez- coordinará programas científicos y servirá de conexión permanente entre equipos de investigación no sólo franceses, españoles y portugueses, sino también de otros países del mundo. Además, será lugar de encuentro, porque pretende celebrar reuniones periódicas franco-españolas no sólo de investigadores, sino también de cámaras de comercio, directores de empresa o economistas. "Finalmente", añade Pérez, "queremos que la Maison des Pays Ibériques sirva de centro de formación de investigadores, gracias al intercambio de estudiantes de doctorado".

"Inauguramos una institución única en su género, que hará uso de tecnologías nuevas y de la que estamos orgullosos", afirmó el ministro de Relaciones Exteriores de Francia, Roland Dumas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 31 de enero de 1985