El INI fija la producción de la nueva acería de Ensidesa en 2,5 millones de toneladas anuales

El consejo de administración del Instituto Nacional de Industria (INI), reunido ayer en Madrid, fue informado de la reducción mínima de las inversiones previstas por el Gobierno para la nueva acería de Ensidesa en Avilés, que producirá al año 2,5 millones de toneladas de acero líquido. El proyecto inicial contemplaba una capacidad de 2,7 millones de toneladas anuales. La nueva acería contará inicialmente con dos convertidores, cuya capacidad será de al menos 240 millones de toneladas anuales.El nuevo proyecto deberá ser aprobado por el consejo de administración de Ensidesa y, posteriormente, ratificado por el del INI. La capacidad productiva fijada coincide básicamente con las aspiraciones de las fuerzas políticas y sindicales asturianas, que reivindicaban la instalación de una acería de 2,7 millones de toneladas, tal como había prometido el Consejo de Ministros en marzo de este año, informa desde Oviedo Miguel Somovilla.

La reducción de la capacidad de la nueva acería en sólo 200.000 toneladas, tal como acordó ayer el INI, se ha considerado como escasamente significativa. El INI anunció también la posibilidad de instalar un tercer convertidor en Ensidesa si fuera necesario.

El acuerdo final del INI, anunciado ya en la noche del martes por el vicepresidente del instituto, Julián García Valverde, a una delegación de la UGT asturiana y al presidente del principado, Pedro de Silva, satisface plenamente al sindicato socialista y ha sido calificada de "mal menor" por CC OO. El Consejo de Administración de Ensidesa analizará hoy, jueves, esta decisión del INI, cuyo vicepresidente había anunciado hace unas semanas la posibilidad de recortar las inversiones en Asturias. García Valverde llegó a afirmar que se llevaría a cabo la construcción en Ensidesa de una acería con capacidad para sólo 1,5 millones de toneladas anuales, frente a la de 2,7 millones que había prometido el Gobierno.

A juicio del secretario de la UGT asturiana, Manuel Fernández, uno de los participantes en la reunión celebrada el martes en Madrid con García Valverde, Ia postura final del INI nos parece muy positiva, porque supone hacer realidad lo que nosotros veníamos reclamando desde 1978: llegar a producir a corto plazo cinco millones de toneladas de acero al año, ampliables en el futuro a siete millones".

Emilio Huerta, secretario general de CC OO de Asturias, admitió que, "con los datos de que disponemos ahora, el futuro de Ensidesa no está ya tan negro".

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS