Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Juan Gyenes expone sus memorias de 43 años de fotógrafo en España

Juan Gyenes, español de origen húngaro, de 71 años, 50 de ellos dedicados a la fotografía, iba a pasar en 1940 quince días en España y se quedó 43 años. Una selección de 200 originales, en su mayoría retratos, se muestran desde ayer en la sala de exposiciones del Banco de Bilbao, en Madrid (Paseo de la Castellana, 81), con espacios dedicados a los españoles de España, los españoles en el gran mundo, y el giran mundo que visitó España, los mismos apartados del libro Memorias de un fotógrafo en España, presentado en el mismo acto.

"Primero es hacer, y, como profesional, considero un deber enseñar lo que uno hace". De esta forma, Gyenes resume su intención al presentar su libro Memorias de un fotógrafo en España, publicado por Espasa-Calpe, "un volumen de fotografías con ilustración de textos y no un libro el e texto con ilustraciones de fotografías", cuyos originales. forman una exposición, abierta al público hasta el 15 de, diciembre, En su conjunto, es la historia gráfica de los últimos 43 años de España a través de los protagonistas de la política, las letras, las ciencias, el teatro, el ballet y el cine.Gyenes llegó a España en 1940. Se encontraba en Egipto como reportero del New York Times y seguía viaje a Hollywood cuando el cónsul, español le invitó a visitar nuestro país. "El tránsito de 15 días se prolongó a 43 años". Entre 1941 y 1947 trabajó en Madrid en el estudio de Campúa y al año siguiente abrió su propio estudio, en la calle de Isabel la Católica, donde permanece, "ya que no me dejan retirarme". Al mismo tiempo inauguró su famoso escaparate de la Gran Vía, donde cada semana cambia los retratos.

Ha cumplido 50 años de profesión, ha retratado a los protagonistas de la historia y cultura españolas y tiene publicados tres libros sobre ballet, dos sobre teatro y dos sobre tauromaquia. Entre sus innumerables exposiciones, realizó hace cinco años el primer intercambio cultural entre España y la República Popular China, con una muestra sobre 100 bellezas de España. Sus retratos han ocupado 2.000 portadas de publicaciones. En los años cincuenta realizó 500 retratos para la revista Semana.

Las fotografías de su libro de memorias llevan comentarios personales "con la historia ¿le cómo surgieron y se hicieron, a través de muchos años de experiencia y muchos kilómetros de recorrido, en un conjunto de personajes retratados que son muy importantes dentro de este nuevo siglo de oro español". El retrato, dice, es arte y refleja lo humano. "Necesitamos ser psicólogos.

El objetivo es cruel y nuestro trabajo es suavizarlo. Retratar teatro es como un nuevo espectáculo, donde el fotógrafo tiene absoluta libertad para que entre la fotografía en la obra".

Ha hecho una oferta al Museo de Arte Contemporáneo para ceder gran parte de sus fotografías y la colección de daguerrotipos para formar una sala de la historia de la fotografía española.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 18 de noviembre de 1983