_
_
_
_

Las conducciones de agua, causa de las epidemias en Valencia y Murcia

El centro de microbiología de Majadahonda, a través del Ministerio de Sanidad ha confirmado que fue la "legionella neumofila tipo A" la causante del brote epidémico surgido en la localidad de Luchente. La bacteria, cuya acción afectó fundamentalmente a hombres mayores de 50 años, tuvo su caldo de cultivo en las tuberías de conducción de agua que abastecen a un amplio sector de la población. Una parte importante de los 2.800 habitantes de Luchente estuvieron expuestos a la acción de la legionella.

Fuentes del ministerio de Sanidad indicaron que la epidemia que se registra en Murcia esta causada, según todos los indicios, por otra bacteria, la salmonella, cuyo tratamiento es bien conocido por la medicina.

Como en el caso del pueblo de Valencia, un problema de conducción de aguas fue también el causante de la epidemia detectada en el hospital psiquiátrico "Román Alberca" de Murcia. En este caso, según indican las primeras investigaciones, una rotura en las tuberías facilitóel contacto con aguas residuales que se encontraban a metro y medio de la conducción. Las autoridades sanitarias confirmaron la existencia de fiebres tifoideas provocadas, según todos los indicios, por la salmonella.

Este germen, del cual existen varios tipos, encuentra condiciones favorables para su desarrollo tanto en aguas estancadas o residuales como en alimentos o productos en mal estado de conservación.

Un portavoz del Ministerio de Sanidad aseguró que este brote está perfectamente controlado por lo que su extensión se hace muy difícil.

Según las mismas fuentes sólo dos de los fallecimientos pueden ser atribuidos a las fiebres tifoideas. Todos los afectados son personas cuyas edades oscilan entre los 70 y 80 años.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_