Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Próxima construcción de una acería en la factoría de Ensidesa de Avilés

José María Lucía, nombrado recientemente presidente de Ensidesa y de Altos Hornos del Mediterráneo, anunció ayer la próxima construcción de una nueva acería con coladas continuas en la factoría de Avilés en el curso de una conferencia de prensa celebrada en Oviedo.Esta instalación, considerada clave de la economía regional, había sido reiteradamente reclamada por las fuerzas sindicales, políticas y económicas asturianas.

El nuevo presidente eludió cualquier referencia concreta a plazos de ejecución y costes de esta acería, que sustituirá a los actuales hornos Siemens de Avilés y a las instalaciones LD-I y LD-II.

A este respecto se limitó a decir que las obras físicas deben comenzar este mismo año, lo que podría significar su terminación a finales de 1985 o a comienzos de 1986.

Lucía calificó de relativa la competencia que se hacen entre sí en el mercado las dos empresas que pasa a dirigir (Ensidesa y Altos Hornos del Mediterráneo) y subrayó la necesidad de generar una sinergia entre ambas capaz de aportar ventajas a las dos sociedades.

El actual presidente de Ensidesa, que fue hasta fecha reciente consejero delegado de esta misma sociedad, de la que fue cesado después de criticar la política siderúrgica del anterior equipo del Ministerio de Industria por considerarla discriminatoria para la empresa asturiana, afirmó que, por lo que ha visto hasta ahora, la actual Administración tiene la volutad de acabar con las indecisiones que tanto daño vienen causando a la siderurgia nacional.

A este respecto dijo que Ensidesa no será nunca rentable en las actuales condiciones mientras que con una nueva acería y otras mejoras puede alcanzar cotas de competitividad europeas.

Preguntado sobre los planes para las dos siderurgias integrales, respondió que Ensidesa debe completar su ciclo productivo y producir acero de la máxima calidad a unos costes competitivos. También dijo que esta empresa debe transformar todo el acero que produce.

De Altos Hornos del Mediterráneo comentó que aún no tiene datos suficientes para emitir un juicio suficientemente documentado sobre su futuro.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 15 de enero de 1983