Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

General Fernández Campo: "La transición tendrá aún complicaciones"

«La transición no ha terminado; por tanto, tendrá aún muchas complicaciones», afirmó el general Sabino Fernández Campo, secretarlo general de la Casa Real, en, unas declaraciones hechas a Radio Naciunal de España en Asturias, con motivo de su próximo nombramiento como hijo predilecto de su provincia natal.Fernández Campo ha planteado en las citadas declaraciones la necesidad de prestigiar y fortalecer la institución monárquica en vez de centrar toda su proyección en una persona, por muy importante que sea ésta. y por muchas que hayan sido sus actuales decisivas actuaciones para España.

En su opinión, es preciso extender esa valoración a la institución entera, que tiene en el príncipe Felipe al heredero del actual rey.

Entrega de premios

El acto de la entrega de los premios Príncipe de Asturias, celebrado en Oviedo bajo la presidencia del príncipe Felipe, agregó, supuso el primer paso de la vida pública de éste. «La impresión», dijo, «fue muy buena. El Príncipe se comportó con una gran serenidad, con profesionalidad, por así decirlo, en una profesión que va a ser la suya».Respecto el golpe del 23-F, el general Fernández Campo aseguró que hubo en aquella noche situaciones con salidas difíciles, con peligros grandes en todos los sentidos y el riesgo de desencadenarse una tragedia muy grande. El rey Juan Carlos», afirmó, «no tuvo la menor vacilación. Todas las cosas que ahora puedan decirse, en cuanto a dudas, en cuanto a tiempos, en aquella noche muy agitada, muy complicada, no tienen sentido, porque desde la tarde, desde que se produjo el hecho que inició esos acontecimientos, la decisión estaba plenamente tomada por quien tenía que tomarla, que era su majestad el Rey».

Su propio papel como secretario general consistió, según dice, en transmitir las órdenes que recibía del Rey, y con las que personalmente se encontraba de acuerdo. «Yo tengo», manifestó, «la suerte de estar al lado de una persona excepcional, en una labor oscura de colaboración, en la ejecución de las ideas, órdenes e iniciativas del rey don Juan Carlos. Esa noche, la del 23-F, de la que, en realidad, tampoco me gusta mucho hablar, tuvo algo de pesadilla»

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 3 de noviembre de 1981