_
_
_
_

Italia reclama las pertenencias que Ali Agca abandonó en Mallorca

La policía italiana, a través de su Embajada en Madrid, ha reclamado a la policía española algunos de los efectos personales que Melimet Alí Agca, el súbdito turco que atentó contra la vida del papa Juan Pablo II, había dejado en el hotel Flamboyan, donde residió durante sus vacaciones en Mallorca.

La policía de Palma ha hecho entrega al consulado italiano en la capital balear de una toalla de playa con vistosos dibujos alusivos a España, unas gafas de sol, una bolsa de tela, un cortaúñas y unos zapatos deportivos que Alí Agca utilizó para hacer footing por los alrededores de la playa de Magalluf, próxima al hotel Flamboyan. Estos efectos los había dejado en la habitación que ocupó del 25 de abril al 9 de mayo durante su estancia en Mallorca.

En su día, la policía de Palma elaboró un detenido informe respecto a la estancia en Mallorca del joven turco que el día 13 de mayo atentó contra la vida de Juan Pablo II en la plaza de San Pedro, de Roma. En dicho informe se daba cuenta de que Agca, tanto en el hotel como en las excursiones que realizó por la isla junto a un grupo de jóvenes matrimonios italianos procedentes de Milán, tuvo un comportamiento completamente normal.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_