Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
ECOLOGIA

Posible cese del presidente del patronato del parque de Doñana

El actual presidente del Patronato del Parque Nacional de Poñana, Borja Cardelús, puede ser destituido en la próxima reunión del Consejo de Ministros, a instancias de los miembros de Unión de Centro Democrático de Huelva, entre los que se encontraría uno de los componentes del patronato,-José Luis García Palacios. Los rumores oficiosos han sido de alguna manera confirmados por el señor Cardelús, quien, interrogado por EL PAIS, reconoció que existen, efectivamente, presiones muy fuertes para que se produzca su desaparición del patronato. «No puedo precisar ningún nombre, pero me consta indirectamente que los miembros de UCD de Huelva han pedido mi cese», ha señalado Borja Cardelús. «Las razones están bastante claras. Mientras he estado al frente del patronato he mantenido una política muy intransigente en defensa de los intereses del parque de Doñana. Y lo he hecho porque está en serio peligro, y una actitud inflexible era la única adecuada para salvaguardar este territorio. No estoy contra el desarrollo; la prueba es que he promovido la construcción de viviendas y estoy conforme con los proyectos de expansión, pero todo ello fuera del parque. Entonces, mi oposición a cosas como la carretera Cádiz-Huelva, que es un asunto que no discuto porque me parece directamente ilegal, o al plan Almonte-Marismas serían las causas de estas presiones contra mi gestión».La Asociación pro Defensa de la Carretera Costera Cádiz-Huelva ha lanzado últimamente una fuerte campaña en interés de que esta obra se realice, a pesar de que, según confiesa Borja Cardelús, esto podría tener graves consecuencias para el parque de Doñana. También el proyecto de convertir 25.000 hectáreas de marismas de esta reserva ecológica en terrenos de regadío había sido bloqueado por el actual presidente del patronato, que considera peligrosa esta transformación, que llevaría aparejada toda una serie de cambios en el ecosistema del parque nacional, amenazado ya por otros muchos problemas. «Todo lo que tengo que declarar», terminó diciendo Borja Cardelús, «es que en mi gestión no he hecho otra cosa que atenerme firmemente a la ley de Doñana, votada en las Cortes.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 29 de octubre de 1980