Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Manifestaciones de apoyo en Irán a las medidas islamizadoras

El llamamiento de la jerarquía religiosa iraní en favor de una campaña de islamización recibió ayer un importante apoyo popular cuando varios cientos de miles de personas desfilaron por las calles de Teherán.

La manifestación en favor de las decisiones del imán Jomeini se convirtió en una denuncia a la izquierda: la moción de los organizadores leída antes de las oraciones del viernes exige la disolución de los movimientos mujahedín (progresista islámico), y fedavin (marxista leninista). La mayoría de las consignas de los manifestantes atacaban a los mujahedín, calificados de monafegh (traidores musulmanes). «Muerte a los traidores, muerte a los fedavin, muerte al Tudeh (partido comunista)», gritaban los manifestantes detrás de pancartas que recogían pasajes del discurso del imán denunciando a «la izquierda autocalificada de islámica».

Las mujeres, con sus chadores (velo que cubre el rostro) negros, agrupadas detrás de los hombres, lanzaban el lema acordado: «Hermana, el velo es tu muralla». «El honor de la mujer islámica está en su velo», ha dicho Jomeini durante la oración, y ha añadido que «sin las mujeres, la revolución no hubiera triunfado». «El velo», ha concluído, «es una necesidad islámica y revolucionaría y no una imposición gubernamental».

Por otra parte, el Consejo de la Revolución ha decidido solicitar de la Unión Soviética una reducción de su personal diplomático en Irán. «El número de diplomáticos de Irán en la URSS», ha dicho el ministro de Asuntos Exteriores, Gotzadeh, «debe ser igual al de soviéticos en Irán». Actualmente son 48 los integrantes de la Embajada en Teherán. La Unión Soviética deberá cerrar al menos uno de sus consulados en Racht o en Ispahan.

Mientras tanto, en París, unos ocho estudiantes iraníes han ocupado la embajada de su país, para «protestar contra los que en Irán se declaran partidarios del imán Jomeini y no hacen nada por nuestros desheredados y nuestros mártires».

"Muy preocupante" la salud del sha

«El estado de salud del sha es «muy preocupante, casi crítico», declararon ayer en El Cairo fuentes médicas. Las mismas fuentes señalaron que el antiguo soberano iraní, además de la infección generalizada de la que está siendo atendido, sufre una infección tifoidea.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 5 de julio de 1980