Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Atentado contra las Fuerzas Armadas

Gómez Hortigüela: brillante trayectoria profesional

La característica más acusada del teniente general Luis Gómez Hortigüela, y que se pone de manifiesto a través de todas las fuentes consultadas, es el carácter extraordinariamente cortés y caballeroso de que hizo gala a lo largo de toda su vida militar. Junto a ello, la víctima contaba con un brillante historial profesional. como lo muestra el hecho de que estaba en posesión de la medalla Militar individual.Su estancia en Castellón y Valencia, como gobernador militar, jefe de la división de infantería motorizada Maestrazgo, y como capitán general, ha sido evocada por varias personas -militares y civiles-, que sirvieron a sus órdenes, en los términos más elogiosos.

En la última etapa de su vida militar, al frente de la Jefatura Superior de Personal del Ejército, se le encomendó una misión espe cialmente importante: el 25 de septiembre del año pasado se formó una comisión, que él presidió, y que elaboró un informe-propuesta de normas sobre las escalas de mando y régimen de ascensos en el Ejército.

Se trataba con ello de rejuvenecer notablemente, en un plan escalonado, el mando del Ejército. El objetivo fue considerado en medios militares como uno de los más ambiciosos e importantes de entre los que se han puesto en marcha en los últimos años para modernizar y actualizar las Fuerzas Armadas.

El teniente general Gómez Hortigüela había cumplido 69 años el pasado 15 de abril. Natural de Burgos, ingresó en la Academia de Infantería en 1925. En 1943 ascendió a comandante, por méritos de guerra, y en el frente de Teruel consiguió por una acción heroica la medalla Militar individual. Ascendió a general en 1964, contaba entonces 54 años, lo que confirma una brillante biografía militar. Fue después gobernador militar de Santander, jefe de la brigada motorizada 31, gobernador militar de Zaragoza -ya como general de división-, jefe de la división Maestrazgo y ascendió a teniente general en 1971, encomendándosele la capitanía general de Valencia, a cuyo mando estuvo hasta que en 1975 pasó a la situación B, por haber cumplido la edad reglamentaria. En marzo de 1977 se le encomendó la Jefatura Superior de Personal del Ejército, cargo que ostentaba hasta ayer.

El ministro de Defensa, Agustín Rodríguez Sahagún, lo calficó ayer mismo como «un buen colaborador y hombre muy trabajador, extraordinario y de gran valía». Añadió el señor Rodríguez Sahagún que en breve hubiera sido nombrado presidente de una comisión especialmente importante.

Los coroneles Juan Ávalos Gomóriz y Agustín Laso Corral estaban también en situación B. Fueron ayudantes del teniente general Gómez Hortigüela, y al ascender a coroneles quedaron adscritos a la Secretaría de Personal, donde colaboraban con el anterior.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 26 de mayo de 1979