Zona de esfuerzo

La Compañía Nacional de Danza intenta con sus representaciones en el Teatro Real salir del túnel estético y formal en el que estaba hundida

Los bailarines Giada Rossi, Alessandro Riga y Haruti Otani durante el ensayo general de 'Apollo', en el Teatro Real.
Los bailarines Giada Rossi, Alessandro Riga y Haruti Otani durante el ensayo general de 'Apollo', en el Teatro Real.Javier del Real / EFE

La Compañía Nacional de Danza (CND) intenta sacar pecho y espalda, recuperar fuelle, dignificar sudores y salir del túnel estético y formal en el que estaba hundida por mor de su incongruente y episódica etapa anterior. Eso no pasa en un día ni con un programa mixto. Joaquín de Luz necesita su venia. Es de justicia: si se la damos siempre a los políticos por esa payasada recurrente de los 100 primeros días de Gobierno, ¿cómo no se la vamos a dar a un artista del ballet y su tropa? Y no serán 100 míseros días sino un tiempo razonable a conside...