Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un incendio devora el Ateneo de La Laguna

El fuego, que ya está controlado, se originó en la parte superior del inmueble, cuyo techo se ha desplomado

San Cristóbal de La Laguna
Interior del Ateneo de La Laguna tras el incendio. En vídeo, las llamas devoran el edificio.

Uno de los máximos referentes culturales de Canarias, el Ateneo de La Laguna, ha sido pasto de las llamas este viernes como consecuencia de un incendio. El siniestro se registró a las 15.30 hora local en la parte superior del inmueble y ha afectado gravemente a la techumbre, que se ha desplomado. El denso humo ha obligado a desalojar los edificios adyacentes como medida de precaución. Las llamas, que no han afectado a las obras de arte más valiosas ubicadas en el primer piso, han quedado controladas a las 18.45 y el inmueble ha logrado ser apuntalado. La pinacoteca, que consta de 142 obras  —todas del siglo XX—, ha podido ser rescatada en su totalidad. Las causas del fuego todavía se desconocen.

El Ateneo de San Cristóbal de La Laguna, un municipio de unos 155.500 habitantes situado en Santa Cruz de Tenerife, es una institución cultural privada fundada en 1904. El edificio, sin embargo, es más longevo: data del siglo XVIII y se respetó su estructura original en una remodelación integral en 1990. Ubicado en pleno corazón del casco histórico de La Laguna, ciudad declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1999, contaba con un amplio salón de actos, sala de exposiciones y una biblioteca.

El Ateneo de La Laguna es mucho más que un edificio. Fundado en noviembre de 1904 con el poeta José Hernández Amador como primer presidente, el Ateneo lagunero aglutinó durante décadas a los intelectuales de todo el archipiélago y también como espacio de significación política. Entre sus fundadores destacan Adolfo Cabrera Pinto, Francisco González Díaz y Benito Pérez Armas. La apuesta por la literatura, especialmente la poesía, ha motivado que incluso toda una generación de escritores sea conocida como la Generación del Ateneo o de la Universidad de La Laguna, destacando, entre ellos, Alfonso García- Ramos, Arturo Maccanti y pintores de la talla de Pedro González y Manolo Sánchez.

La pérdida de gran parte del edificio que alberga el Ateneo ha causado una profunda tristeza en Canarias. El presidente del Gobierno regional, Ángel Víctor Torres, ha mostrado en su cuenta de Twitter su "honda preocupación por los fondos bibliográficos, pictóricos y de alto valor cultural que alberga el inmueble en una desgracia patrimonial ya consumada". El alcalde La Laguna, Luis Yeray Gutiérrez, ha admitido que tiene un sentimiento de tristeza "enorme" porque se trata de uno de los edificios históricos más importantes del patrimonio de la ciudad.

Pero si hay un sentimiento de orfandad por la pérdida del Ateneo, es el de los poetas. Rafael-José Díaz Fernández, miembro de la actual directiva y poeta, mostró su tristeza por lo sucedido: “Recuerdo a Arturo Maccanti, a Albero Pizarro, a Juan José Delgado o a Cecilia Domínguez Luis recitando allí sus poemas, que luego formarían parte de mi memoria literaria y sentimental. Ver cómo queda truncada así una trayectoria fundamental para la cultura en Canarias, abierta a todo tipo de manifestaciones artísticas, progresista y siempre acogedora, es algo que produce una tristeza difícil de definir”, ha señalado Díaz a EL PAÍS.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información