Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La fotografía contra la violencia de género de Donna Ferrato, Premio PHotoEspaña 2019

La autora estadounidense convivió con mujeres maltratadas durante años y documentó sus tragedias

Donna Ferrato Ver fotogalería
'Le pega por desobediente', 1982.

La fotógrafa estadounidense Donna Ferrato (Waltham, Massachusetts, 1949) ha ganado el Premio PHotoEspaña 2019. De 70 años, Ferrato lleva casi cinco décadas fotografiando a mujeres que han sufrido violencia de género, denunciando el machismo en todas las latitudes y a lo largo de unas 500 exposiciones. Podría haberse empachado con este tema, haber flaqueado, haberse sentido apesadumbrada pero, en vez de eso, está enfadada. Muy enfadada porque "nada ha cambiado". Así se expresó, en la presentación de su exposición, que lleva por título Holy (Sagrado) y que podrá verse en el Círculo de Bellas Artes de Madrid hasta el 22 de septiembre. El galardón que ha recibido hoy reconoce su la "excelencia de su fotografía documental y su lucha y compromiso en la denuncia de la violencia contra las mujeres", según el jurado. Ferrato tiene oferta por partida doble en el festival, ya que también muestra imágenes que tomó tras el 11-S en Nueva York en la exposición TriBeCa, en La Fábrica.

Esta selección de su trabajo, todo en blanco y negro, supone un recorrido que finaliza con una foto tomada en la marcha feminista del último 8 de marzo en Madrid. Holy quiere interpelar al espectador, especialmente a las mujeres, a las que pide que se enfaden también y recuperen sus "derechos sagrados". "Se ha acabado la época en la que las mujeres aceptaban el patriarcado", afirmó una apasionada Ferrato, "basta ya de misoginia". Las instantáneas, acompañadas de pequeños textos explicativos firmados por la fotógrafa, muestran tragedias como la de Millie, retratada sosteniendo una foto de su hija, asesinada a culatazos con una escopeta; Taryn, una maltratada que practica un rito africano con un velo para que entre la paz en su vida, o Sarah, fotografiada con las huellas de la violencia machista en su rostro.

'Se consciente', 2002. ampliar foto
'Se consciente', 2002.

Pero la que más incredulidad ha generado es aquella en la que una mujer, Elisabeth, es arrinconada y golpeada en el baño de su casa por su marido Bengt. Cuando le preguntaron a Ferrato si la escena era "real", ella contestó sorprendida: "Claro que lo es, estas son historias que pasan todos los días, en todo el mundo". Se trata de vivencias de mujeres —al final, de amigas— que le hacen "daño", cuya intimidad ha conocido hasta el último resquicio. En este caso, Ferrato llevaba un año fotografiando a la pareja.

"Pasé muchas noches y días con ellos, observando fiestas salvajes, así como momentos familiares privados". En sus textos, la autora recuerda que "eran la envidia del vecindario". Cuando descubrió que sus ingresos económicos incluían la venta de cocaína, los problemas latentes se hicieron visibles. Bengt forzaba a su esposa a consumir drogas y tener sexo con sus amigos. "La primera vez que le vi pegando a Elisabeth tomé una fotografía de manera instintiva. La siguiente, agarré su brazo". Esta clase de hechos, explica, "siguen repitiéndose, parece que no avanzamos y necesito que las mujeres que me acompañen en esta lucha".

La exposición comparte título con el libro que próximamente publicará la fotógrafa. Holy (powerHouse Books) continúa la cruzada que Ferrato emprendió en la década de los sesenta contra la violencia hacia las mujeres, pero esta vez da voz a las víctimas y narra sus historias de puño y letra, testigo en la interminable lucha por la igualdad de género, la revolución sexual y el #MeToo de hoy. "Un homenaje a las mujeres, a pesar de todo".

En anteriores ediciones del Premio PHotoEspaña fueron reconocidos: Samuel Fosso, Cristina García Rodero, Harry Gruyaert, Paz Errázuriz, Ramón Masats, Bernard Plossu, Alberto García-Alix, Thomas Ruff, Graciela Iturbide, Malick Sidibé, Martin Parr, Robert Frank, Hiroshi Sugimoto, William Klein, William Eggleston, Helena Almeida, Nan Goldin, Duane Michals, Chema Madoz, Luis González Palma y Josef Koudelka.

Pilar Pequeño, premio Bartolomé Ros

El Premio Bartolomé Ros a la mejor trayectoria profesional española en fotografía ha sido para Pilar Pequeño (Madrid, 1944). El tema que vertebra su trabajo es la naturaleza como ejercicio estético, en forma de paisajes y bodegones de flores y plantas. En 1982 inició la serie Paisajes, fragmentos de naturaleza, siempre desde un punto de vista cercano al espectador, donde el agua, elemento que estará presente en toda su obra posterior, aparece en forma de ríos, niebla o charcos. Su último trabajo trata sobre la huella del hombre en la naturaleza, una vuelta a su trabajo de finales de 1980: ruinas de lugares abandonados, en los que por los huecos de ventanas o puertas vemos asomarse a la naturaleza.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información