Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Presentado un nuevo dibujo de Van Gogh

'La colina de Montmartre con una cantera' data de 1886, época en que el artista estudió en Amberes

La colina de Montmartre con una cantera
'La colina de Montmartre con una cantera', de Van Gogh, fechado en 1886.

Un nuevo dibujo de Van Gogh ha sido presentado este martes en Holanda. Titulado La colina de Montmartre con una cantera, y fechado en 1886, data de la época en que el artista estudió en Amberes. Aunque no es un trabajo preparatorio de un óleo posterior, recuerda la tela La colina de Montmartre y la cantera de piedra, pintado el mismo año y propiedad del museo del pintor en Ámsterdam. Sus expertos han confirmado la autoría y una feliz coincidencia. “Gracias a la nueva ilustración, otro dibujo antes rechazado puede ser también atribuido a Vincent. Se trata de La colina de Montmartre, que figura en nuestra colección y cuyo parecido es incontestable”.

Axel Rüger, director del museo Van Gogh se ha congratulado con estas palabras de ambos hallazgos, certificados por sus expertos. Pero la presentación oficial de La colina de Montmartre con una cantera ha tenido lugar en el Museo Singer, de Laren (centro del país). Dedicado a conservar la colección del artista estadounidense William Henry Singer (1868-1943) y de su esposa, ha incluido ambas estampas en una exposición dedicada al Impresionismo, post Impresionismo y Expresionismo. “Son de la misma mano, y su estilo recuerda los que hizo a principios de 1886, iniciados en Amberes y concluidos en París. Son los mismos materiales y temas, y muestran la fase en que Van Gogh se reencuentra a sí mismo, aunque sigue todavía una línea artística tradicional”, según Teio Meedendorp, investigador principal del museo Van Gogh.

Si bien Van Gogh ejecutó más de 900 dibujos, y llenó cinco cuadernos de esbozos, desde 1970 solo han sido descubiertos nueve fuera de catálogo, además de siete pinturas. La imagen de Montmartre y la cantera ahora presentada llevaba desde 2013 en manos de los estudiosos. El museo de la capital holandesa asegura que formó parte en su día de la colección de Theo van Gogh, el hermano del artista. Su viuda, Johanna, vendió una parte en 1917, y el dibujo, exhibido ahora por primera vez, desapareció. Los investigadores que han rastreado sus huellas señalan que fue comprado por ese mismo año, y luego revendido a John Fentener van Vlissingen, uno de los empresarios más poderosos de Holanda. Dedicado al sector del turismo, oficialmente pertenece a su fundación de arte.

Montmartre aparece de forma recurrente en la obra de los pintores que convirtieron la zona en un centro artístico a finales del siglo XIX. En la colina parisina se abrió el restaurante Le Moulin de la Galette, donde había bailes muy concurridos, y que atrajo a nombres como Renoir, Toulouse-Lautrec, Picasso, Ramón Casas y el propio Van Gogh. El molino en cuestión es de viento y monumento histórico desde 1939.