NARRATIVA

Coleccionismo de ficción

El último finalista del Premio Herralde, Diego Vecchio, urde un pastiche histórico-científico en 'La extinción de las especies' a partir del coleccionismo de restos antediluvianos

Termino de leer La extinción de las especies, del argentino Diego Vecchio (Buenos Aires, 1969), finalista del último Premio Herralde, y no sé hasta qué punto lo que se nos narra tiene que ver con el más mínimo indicio de verdad comprobada. El que esto escribe consultó en Internet algunos nombres y algo verificó como cierto y en otros casos no halló nada que lo fuera. Al final decidió que lo mejor era hacer caso omiso a los interrogantes que plantea la novela en materia de nombres, citas y referencias. Ante un libro como el de Vecchio, uno sólo tiene que inclinarse ante la importancia de la digresión, borgiana por momentos. Borges enseñó en Pierre Menard, autor del Quijote que justo en ese radio de incertidumbre que dibujan la verdad científica y la libertad imaginativa estriba el solaz genuino de la literatura. En La extinción de las especies, Diego Vecchio urde un pastiche histórico-científico. Y lo hace en torno a una manía humana elevada a rango científico, taxonómico: el coleccionismo de restos antediluvianos y arqueológicos. Vecchio le da un tinte delirante. El mundo de las momias, junto a los grandes nombres (reales o inventados, qué más da) de la investigación paleontológica y ornitológica, la hipótesis de que todos descendemos de las ardillas, todo ello nos hace sospechar que estamos ante una engañifa de la que nadie osa desconfiar. La secretaria de un investigador y millonario benefactor de todas estas iniciativas paleontológicas, arqueológicas y museísticas, un día es despedida. Al poco tiempo, por intermedio de un conocido, se la reincorpora al museo en donde ejercía sus funciones igual de delirantes que las que desfilan por el libro y se la encumbra pomposamente como “coordinadora adjunta del guardarropa”. Ese nuevo puesto no hace más que incentivar su naturaleza investigadora, y decide entre prenda y prenda colgar un paraguas. “El secreto de la creación está en la interrupción”, remata la exsecretaria. La extinción de las especies es un libro donde cada palabra está impregnada de un malicioso humor. Un desconcertante compendio de hechos conjeturales que hubieran firmado gozosamente los inefables Bouvard y Pécuchet.

La extinción de las especies. Diego Vecchio. Anagrama, 2017 118 páginas. 16,90 euros

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50