Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Gustavo Torner, Premio Nacional de Arte Gráfico 2016

La Real Academia de Bellas Artes de San Fernando reconoce la trayectoria del artista conquense impulsor del museo de arte abstracto de su ciudad

Gustavo Torner (91 años) retratado en su casa.
Gustavo Torner (91 años) retratado en su casa.

Gustavo Torner (Cuenca, 1925), ingeniero forestal que de forma autodidacta e influido por su amistad con Antonio Saura se convirtió en uno de los artistas abstractos más influyentes, ha sido galardonado con el Premio Nacional de Arte Gráfico 2016.

La Real Academia de Bellas Artes de San Fernando hizo el anuncio durante la presentación de la exposición del ganador de 2015 José María Sicilia La locura de Ver, que se inauguraba en las salas de la Calcografía Nacional. El jurado, compuesto por Antonio Bonet, en calidad de presidente, y por Francisco Calvo Serraller, Estrella de Diego y José María de Francisco como vocales y Juan Bordes como secretario, destacó la importancia que Torner le concedió siempre al dibujo y su aportación a la "representación abstracta de la naturaleza como síntesis del conocimiento a través del arte".

Cuando todavía era estudiante universitario ya se probó como artista con lienzos, grabados, collages, esculturas y fotografías que tenían como nexo común desafiar las reglas. En 1951 regresó a Cuenca y, allí, en 1963, dando un nuevo uso a las celebérrimas Casas Colgadas, convenció a Fernando Zóbel para instalar un museo de arte abstracto. Sus fondos cuentan hoy con obra de artistas tan reputados como Eduardo Chillida, Martín Chirinos, Rafael Canogar, Antonio Tàpies, Elena Asins o Jorge Oteiza.

El departamento de Calcografía de la Academia de Bellas Artes de San Fernando organizará una exposición el año próximo con la obra Torner. La correspondiente al ganador del año pasado, José María Sicilia, permanecerá abierta al público hasta el próximo 5 de febrero.

Más información