Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un extraño en la familia

El poeta Vicente Valero desarrolla en prosa una novela en la que reúne a cuatro peculiares rostros de los que se había perdido el rastro

El poeta Vicente Valero, autor de 'Extraños'
El poeta Vicente Valero, autor de 'Extraños' EL PAÍS

Como poeta tiene un reconocido trabajo, como ensayista ha abordado la poesía de Juan Ramón Jiménez y ha analizado la vida del filósofo Walter Benjamin, en sus viajes a Ibiza, y como novelista se ha adentrado en el universo familiar con Los extraños (Periférica). Vicente Valero (Ibiza, 1963) ha seguido una línea en su narrativa tendente a mostrar vidas de personajes que han formado parte del entramado familiar. "Sé que muchos personajes tenían como fin acabar cuando mi memoria desaparezca y por ello había una intención de que algunas de sus vidas quedasen registradas en un texto". El autor del poemario Días del bosque (2008) decidió adentrarse en un bucle de vidas contadas a trazos, pinceladas que se evaporaban en el tiempo. "El trabajo ha sido importante porque había que montar las biografías que no formaban parte de la familia común".

El autor de Libro de los trazados confiesa mantener una especial curiosidad por las vidas de los demás. “Cualquier vida por insignificante que parezca a simple vista siempre desarrolla un proceso de ambición o fracaso. Indagar en esa trayectoria es iniciar un camino de aprendizaje. No puedo quedarme impasible ante los individuos olvidados. Las motivaciones que me han movido es descubrir a alguno de estos personajes alejados del entramado familiar, personajes que nadie tiene presente en la memoria”.

¿Qué situación vive la cultura en estos momentos? “Al igual que la sociedad creía vivir en la cima del éxito. La Transición nos hizo soñar que todos éramos pequeño burgueses. Nos acostumbramos a vivir bien, porque así nos lo hicieron creer. A partir del cambio político, después de la dictadura, todo iba a ser mejor y nadie nos podía detener. Esa máxima nos llevó a aletargarnos, a acomodarnos. Acudimos en masa a las universidades y creímos que eso iba a continuar así. Que nuestra vida tenía que ir siempre a mejor. Y al primer tropiezo nos hemos quedado destrozados”.

Este escritor que ha coqueteado tanto con los versos como con la prosa sostiene que “la poesía es más complicada que difícil. Lo malo es que termina de tener su espacio entre los lectores en España. Conserva la pureza que el poeta espera de su propia poesía. A los novelistas no les ocurre lo mismo porque la sociedad ha ampliado su capacidad lectora hacía la narrativa. El poeta necesita explorar en el abismo de la sociedad. En España los creadores de poesía tienen una fuerza importante. Sus voces son muy potentes”.

Voces muy importantes que también proceden de América Latina. " Desde España se ha detectado cierta resistencia por dejarse influir al menos en el siglo XX. Su lenguaje ha demostrado ser más versátil. Se ha registrado una gran aportación a la lengua a través de sus escritores pero visualizo vasos comunicantes. Los escritores latinoamericanos están dejando más huella que los españoles", puntualiza Valero.