Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Burt Bacharach en Inglaterra

El crítico musical dedica su nueva entrega radiofónica a un cancionero que ofrecía "la farmacia de la América adulta"

Burt Bacharach en Inglaterra

Si Motown era “el sonido de la joven América”, el cancionero de Burt Bacharach ofrecía “la farmacia de la América adulta”. El repertorio de Bacharach y su letrista, Hal David, se enfrentaba con aplomo a los gozos y las miserias del amor: sus píldoras curaban, tranquilizaban, seducían.

Eran canciones esbeltas, con sentimientos nítidos y sofisticación melódica, a veces con leves ecos de ritmos latinos. En muchos casos, llegaron a los oídos británicos en versiones monumentales, a cargo de girl groups o la inmensa Dionne Warwick. Pero eso no les iba a impedir darlas una vuelta de tuerca, con aire beat o el savoir faire de sus vocalistas.

  1. THE BEATLES Baby it's you
  2. BILLY J. KRAMER & THE DAKOTAS Trains and boats and planes
  3. THE SEARCHERS This empty place
  4. JOHNNY SANDON & THE REMO FOUR Magic potion
  5. SANDIE SHAW There's always something there to remind me
  6. DUSTY SPRINGFIELD Wishin' and hopin'
  7. DUSTY SPRINGFIELD The look of love
  8. ELVIS COSTELLO I just don't know what to with myself
  9. BOMB THE BASS I say a little prayer
  10. STRANGLERS Walk on by
  11. ROCKIN' BERRIES My little red book
  12. TOM JONES What's new pussycat
  13. THE WALKER BROTHERS Make it easy on yourself

Así puedes encontrar aquí a Bacharach-David interpretados por conjuntos de Liverpool, cantantes de club nocturno, falsos punkis, proveedores para las pistas de baile, paladines de la new wave (Costello terminaría haciendo todo un álbum con Bacharach). Y la apocalíptica interpretación de los Walker Brothers, estadounidenses emigrados que pusieron voces a dramas dignos del Phil Spector más desmelenado.

El respeto permanece. Muchos años después, Noel Gallager insistió en colocar un fotón de Bacharach apoyado en el sofá de la portada del Definitively maybe, de Oasis. El detalle le valió ser invitado, en 1996, a cantar con el maestro en el Royal Albert Hall londinense.