Crítica:
Crítica
Género de opinión que describe, elogia o censura, en todo o en parte, una obra cultural o de entretenimiento. Siempre debe escribirla un experto en la materia

Invasión en tierra Klingon

"Será cosa mía, pero el cirílico me recuerda al klingon", dice de uno de los protagonistas de la película en los primeros minutos de metraje. La frase encierra la clave para descifrar esta pesadilla agorafóbica para adolescentes norteamericanos con pánico al pasaporte, en la que Moscú se convierte en capital de la Otredad: el peor sitio posible donde al público natural del producto podría pillarle una invasión alienígena. Sorprende comprobar que, tras esta celebración del prejuicio cultural, figure como productor el cineasta de origen kazajo Timur Bekmambetov, a quien, al parecer, no le paralizan los prejuicios para vender en el mercado americano la idea de Rusia como perseverante territorio del mal rollo.

LA HORA MÁS OSCURA

Dirección: Chris Gorak. Intérpretes: Emile Hirsch, Olivia Thirlby, Max Minghella, Rachael Taylor, Joel Kinnaman, Veronika Ozerova. Género: Ciencia-ficción. Estados Unidos-Rusia, 2011. Duración: 89 minutos.

En el material que sustenta "La hora más oscura" -una invasión de seres invisibles- quizá un productor como Val Lewton hubiese encontrado un buen acicate para su poética de la sustracción, pero el director Chris Gorak sólo parece tener en el punto de mira las nominaciones a los Razzies: diálogos idiotas, situaciones redundantes y unos extraterrestres que, cuando se muestran, convierten a los diseños del "Space Invaders" en prodigio hiperrealista reducen la película a la condición de torbellino de insensateces que gira alrededor de la belleza, delicada e inusual, de la joven actriz Olivia Thirlby.

Toda la cultura que va contigo te espera aquí.
Suscríbete

Babelia

Las novedades literarias analizadas por nuestros mejores críticos en nuestro boletín semanal
RECÍBELO
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS