El coronavirus obliga a suspender vuelos entre Asia y Barcelona

Las aerolíneas reducen frecuencias alentadas por la caída de la demanda

Dos viajeros con mascarillas esperan su vuelo en el aeropuerto de El Prat.
Dos viajeros con mascarillas esperan su vuelo en el aeropuerto de El Prat. NACHO DOCE (REUTERS)

Los efectos del coronavirus salpican a las conexiones con Asia. Varias aerolíneas han reducido o cancelado vuelos entre aeropuertos de países asiáticos y Barcelona. Las frecuencias para volar a Singapur, Hong Kong, China y Corea se han reducido por la caída de demanda que ha provocado la alerta sanitaria. En el puerto de Barcelona los efectos no han sido tan inmediatos pero también se prevé una caída de actividad.

Las aerolíneas asiáticas que operan en el aeropuerto de Barcelona han modificado sus planes para las próximas semanas y, en algunos casos, se ha procedido a suprimir todos los vuelos. Cathay Pacific informó que desde este fin de semana queda cancelado su vuelo directo entre Hong Kong y Barcelona. La aerolínea prevé suprimir el servicio durante todo el mes de marzo pero no descarta tener que alargar la restricción. La empresa justifica la decisión “en vista del nuevo brote de coronavirus y la posterior caída en la demanda del mercado”. Cathay venía operando cuatro frecuencias semanales de su vuelo Barcelona-Hong Kong.

Respondiendo igualmente a los efectos del coronavirus, Cathay también ha restringido sus vuelos a otras destinaciones europeas, como Milán, Roma o Londres. La empresa informó que se ofrecerán “soluciones de vuelo alternativas” a los pasajeros cuyos viajes se hayan visto afectados.

La compañía de Hong Kong no es la única que ha variado sus rutas transoceánicas para las próximas semanas. Singapore Airlines ha cancelado los vuelos de su conexión Singapur-Barcelona, un viaje que se completa tras hacer escala en Milán. La aerolínea ha movido ficha con anticipación y previendo que los problemas por el coronavirus se van alargar durante meses, porque la cancelación abarca operaciones previstas para el mes de mayo. Justifica los “ajustes temporales” como una medida de respuesta a “la débil demanda” que ha provocado el brote. Debido a la misma alerta sanitaria, fuentes de Aena en el aeropuerto de Barcelona también señalan tener constancia de una “reducción de frecuencias” por parte de Air China. De igual manera, también las compañías coreanas han decidido disminuir su oferta de vuelos. Asiana Airlines reducirá hasta finales de marzo la frecuencia de vuelos entre Incheon y Barcelona, una medida que también aplica Korean Air para la conexión de la capital catalana con Seúl.

El tráfico de mercancías procedente de los países asiáticos también se ve afectado por el estallido del coronavirus. El 75% de las importaciones que llegan al puerto de Barcelona proceden de Asia y, según los tráficos del año pasado, China se consolida como el principal socio comercial: recibe el 11% de los contenedores de exportación y es el origen del 42% de las importaciones. El puerto de Barcelona se espera a tener el mes cerrado para ofrecer datos, pero fuentes de los operadores portuarios descartan que el impacto sea ya apreciable. Un contenedor tarda entre cuatro y cinco semanas en llegar a Barcelona desde que sale de los puertos chinos. La paralización de las fábricas tendrá consecuencias en el puerto cuando baje la llegada del número de buques.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción