Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Novios de pasarela: la primera boda del edificio España

Una pareja de arquitectos se convierte en la primera pareja en celebrar su boda en la terraza del renovado edificio España

Marta y Javi posan en la pasarela de cristal de la terraza del Edificio España el día de su boda. En vídeo, la pareja recién casada. Foto: El Marco Rojo | Vídeo: Eachandeverymoment

El tiempo que transcurre entre que se cierra la puerta del ascensor en la planta baja del edificio España hasta su terraza es de 26 segundos, uno por planta. A 117 metros, una pasarela transparente se ha convertido en uno de los rincones más fotografiados del lugar, que registra colas para acceder a lo más alto. Y los primeros en tener foto de boda sobre este pintoresco rincón, el pasado sábado, son una pareja de arquitectos enamorada del edificio.

Sobre la pasarela, Javier Trallero (Guadalajara, 31 años) sostiene en brazos a Marta García de Domingo (Madrid, 32 años), que parece flotar resplandeciente con su vestido de novia. “La primera vez que entramos aquí fue con cascos y botas. No había acabados, era todo hormigón. Y en junio volvimos y entramos vestidos igual, pero nos aseguraron que iba a estar a tiempo”, explica García de Domingo. La pareja asegura que siempre confió en que la reforma estuviera lista para la fecha de su boda, pero su paciencia fue puesta a prueba en más de una ocasión con los litigios entre el grupo Baraka, de Trinitario Casanova, y Riu —que llegaron a parar las obras durante unos días—. Al final todo quedó listo justo a tiempo, con el hotel inaugurado unas semanas antes del convite y la curiosidad de convertirse en la primera pareja en casarse en el renovado Edificio España.

Mostrar Madrid a sus invitados extranjeros

La pareja, que ahora reside en Zúrich, deseaba que sus invitados extranjeros pudieran vivir la ciudad desde sus tripas. “Este edificio es un icono de Madrid, para nosotros representa a la ciudad. Tiene tanta historia detrás, todos los años que lleva cerrado el edificio, los cambios de propietarios,... Alguno quería destruirlo pero no han podido. La fachada ha permanecido intacta, y eso nos encanta”, resume la novia.

En la elección del templo, también pesó su profesión: la parroquia de Santa Ana y la Esperanza del arquitecto Miguel Fisac, autor de la sede del CSIC, la fachada del edificio IBM o los tristemente derruidos laboratorios JORBA, más conocidos como La Pagoda. “Para nosotros tenía un vínculo especial. Además de que nos gusta mucho el trabajo de este arquitecto, fue una de las prácticas que tuvimos que hacer mientras estudiábamos juntos. Vinimos a dibujarlo para la asignatura de análisis de edificios”, explica Trallero.

Por aquel entonces no eran pareja, pero todo cambió con su estancia de Erasmus en Gdansk (Polonia). Su relación desde entonces ha estado marcada por la voluntad de desarrollarse en el extranjero. Al poco de terminar la carrera, fueron a Dublín, ella cuidando niños y él limpiando hoteles. La profesión que habían estudiado llamó a sus puertas y vivieron primero en Rotterdam, hasta que una oferta de trabajo fijo a Trallero les llevó a Suiza. Quieren volver a Madrid, pero aún no tienen fecha de vuelta. “Allí somos muy felices. La vida que yo hago allí es completamente diferente. Ahora en verano, quedo todos los días con mis amigos, cruzamos el lago, desayunamos y a las 8.30 estoy en la oficina”, explica él. “Tengo clarísimo que vamos a regresar en algún momento, pero ahora quiero seguir creciendo allí. Estar rodeada de gente extranjera te cambia la perspectiva”, añade García de Domingo.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información