Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Objetivo: reactivar la noche madrileña

La figura de la Alcaldía de la Noche, que tienen ciudades como Berlín o Amstérdam, intercede entre vecinos, locales nocturnos y administración para mejorar la convivencia

HORAS DE RITMO EN LAS DISCOTECAS. Los locales por antonomasia para bailar hasta altas horas de la madrugada son las discotecas. Sus diversas salas y sesiones ofrecen todo tipo de posibilidades para los incondicionales de los ritmos, sea cual sea su edad o gusto. Ver fotogalería
HORAS DE RITMO EN LAS DISCOTECAS. Los locales por antonomasia para bailar hasta altas horas de la madrugada son las discotecas. Sus diversas salas y sesiones ofrecen todo tipo de posibilidades para los incondicionales de los ritmos, sea cual sea su edad o gusto.

Madrid se europeiza a pasos agigantados, con todo lo bueno y lo malo que ello conlleva. Por un lado somos mucho más tolerantes y cívicos, pero por otro da la impresión de que parte de nuestro ADN se esfuma. “La ciudad está perdiendo su atractivo nocturno”, explica Ezequiel Brid, cabeza pensante de Café Berlín y José Alfredo, dos de los espacios que más han hecho en la última década por dinamizar la cada vez menos convulsa noche madrileña. “Debemos reflexionar sobre el Madrid que queremos construir. Es tan brutal la especulación que vivimos en el centro, que muchos locales emblemáticos están desapareciendo. Es una pérdida irreparable”, continúa. Un proceso que se ha llevado por delante salas míticas como La boca del lobo o el Templo del gato y que estuvo a punto de hacer desaparecer también el Berlín. Hoy día, su ubicación original, en Jacometrezo, es un hotel de tantos que inundan las calles próximas a la Gran Vía. Madrid como conjunto residencial para turistas. Se prevé que la oferta hotelera aumente en 3000 plazas en el próximo 2020.


Hubo un tiempo en que cada hotel y cada cine albergaban en sus bajos una sala de baile. Ahora se pueden contar con los dedos de una mano los espacios que sobreviven en la zona centro. Heaven, Charada, La Carroza o Arena son solo algunas de las víctimas más sonadas. Si cruzamos al otro lado de la arteria madrileña, en Malasaña y sus alrededores, se puede observar que el paisaje tampoco es muy diferente. “Todo lo que abre termina cerrando. No hay identidad”, describe Brid, que aterrizó en la capital española hace 16 años. Mar Barberán, comisionada del céntrico barrio, también está de acuerdo: “La esencia de Malasaña se ha perdido”.


La mano derecha de Carmena en el distrito más hipster de la capital tiene 53 años, vivió una época en que calles como Velarde o La Palma ofrecían prácticamente un concierto cada noche. Su nombre fue el que enarboló la regidora cuando esta semana presentó en una abarrotada plaza de Luna la iniciativa Alcaldía de la noche. “El objetivo de esta figura es la de interceder entre vecinos, locales nocturnos y administración”, cuenta Barberán, preocupada en dar un giro a la noche madrileña. “Desde la candidatura de Más Madrid buscamos impulsar un uso más responsable. Cambiar ocio por una oferta cultural más descentralizada”. Los números de otras ciudades donde este cargo funciona le dan la razón. En Berlín se ha reducido el botellón y la suciedad en un 40% y en Amsterdam, al año siguiente de que entrara en funcionamiento este cargo, las denuncias por ruido descendieron un 30%, según explica Jorge Sanza, una de las voces de NIX, la plataforma que se ha encargado de dar a conocer sus virtudes.


“Queremos que el ocio nocturno este enfocado a un ocio de calidad”, relata Sanza, quien dice hacer todo esto de manera altruista. “Soy un amante de la noche. Todos los viajes que he realizado los he pagado de mi bolsillo”. La descripción que aparece de NIX en su página de Facebook cuenta que es “un foro cultural y social sobre la noche. Un lugar de encuentro entre la ciudadanía, agentes culturales y las instituciones que participan de la ciudad en horario nocturno”. Este particular embajador de la noche propone medidas como la amplitud de horarios de la red de metro, la creación de educadores sociales o la apertura de espacios municipales en horario nocturno. “También es necesario incentivar la escena local, ofrecerles espacios para poder desarrollarse, y apostar musicalmente por barrios que no sean céntricos”, detalla.


De momento, la propuesta ha sido recibida con aplausos por cada una de las partes implicadas. Si el partido de Carmena ganara las próximas elecciones, Madrid sería la primera ciudad española en contar con un alcalde que trabajase cuando el sol se ponga. Ya lo dijo la candidata de Más Madrid el día de la presentación del proyecto: “Necesitamos un Ayuntamiento despierto”.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información