Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Trabajo multa al Ayuntamiento de Valencia con 40.000 euros por el montaje de unas gradas en Viveros

El portavoz del PP Eusebio Monzó recuerda que en esos trabajos se produjo un accidente laboral mortal y el Gobierno local responde que la sanción no tiene relación con el suceso

El Ayuntamiento de Valencia.
El Ayuntamiento de Valencia.

La Inspección de Trabajo ha multado al Ayuntamiento de València con 40.986 euros por una infracción muy grave en el montaje de las gradas de los conciertos del jardín de Viveros, donde murió un trabajador en la madrugada del 27 de junio de 2017. El Gobierno local ha replicado que la multa no está relacionada con el fallecimiento de un trabajador en accidente laboral.

Según el portavoz municipal del PP, Eusebio Monzó, que ha facilitado la resolución de la Dirección General de Trabajo y Bienestar Laboral de la Generalitat, el alcalde, Joan Ribó, ha escondido en la décima modificación de créditos del Presupuesto de 2018, que ha aprobado este jueves el pleno del Ayuntamiento, el pago de esa multa.

Para Monzó, "con esta sanción muy grave, que es firme, ha quedado demostrado" que Ribó y el concejal de Cultura Festiva, Pere Fuset, "mintieron a la prensa y al pleno para esconder que la Inspección de Trabajo había sancionado al Ayuntamiento". El alcalde, ha proseguido el portavoz popular, "tiene que dar explicaciones de inmediato sobre por qué decía que el Ayuntamiento era ajeno al accidente.

Un portavoz del Gobierno local ha precisado que la sanción "no está relacionada con el accidente laboral que se produjo en las gradas contratadas por los promotores musicales" para los conciertos de Viveros.  Según el Consistorio, la sanción tiene que ver con una diferencia de parecer entre el Ayuntamiento y Trabajo: el primero entendía que la contratación de montajes como el del escenario era una prestación de servicios, mientras la Inspección considera que se trata de una obra de construcción, "con implicaciones diferentes en materia de protección de riesgos laborales".

La resolución, continua el Gobierno local, reconoce que se cumplió la normativa autonómica pero como considera que este tipo de montaje es una obra, entiende que debería de haber existido un estudio de seguridad y salud que el Ayuntamiento "nunca antes había contemplado para las infraestructuras de Viveros".

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >