Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Manuel Bustos afirma ser “tan inocente como el primer día”

El exalcalde de Sabadell declara ante la juez por el supuesto amaño del concurso de la recogida de basuras y la limpieza viaria

Manuel Bustos, en los juzgados de Sabadell en 2014.
Manuel Bustos, en los juzgados de Sabadell en 2014.

El exalcalde de Sabadell, Manuel Bustos (PSC), ha vuelto este martes a los juzgados para declarar ante la juez por el supuesto amaño del concurso de la recogida de basuras y la limpieza viaria, el más importante de la ciudad, con un importe de 18,5 millones anuales. A la salida de los juzgados de Sabadell, se ha mostrado "contento" y ha asegurado ser "tan inocente como el primer día".

Bustos se ha podido distanciar de esta investigación, la pieza 28 del macrocaso Mercurio de corrupción generalizada en el Ayuntamiento bajo su mandato, ya que los Mossos apuntan hacia su hermano y exconcejal de Espacio Público, Francisco Bustos, y el responsable del área Xavier Izquierdo, como jefes de una “organización criminal", junto con los directivos de la adjudicataria, la empresa Smatsa, que forma parte del Grupo Vendex, también investigada por el caso Pokémon. La jueza que instruye el caso Mercurio, Beatriz Faura, concluyó que la adjudicación a Smatsa fue “fruto de un amaño planificado" en que la empresa habría pagado favores en forma de viajes, comidas, un acto electoral (y no descarta sobornos en metálico) a cambio de hacerse con el contrato.

Durante la comparecencia ante la juez, que ha durado una hora, Bustos ha defendido que trabajó porque el concurso fuera transparente y, según fuentes judiciales, se ha desvinculado de los hechos asegurando que no participó ni en la adjudicación ni en la organización del acto electoral, que fue la cena de presentación de su candidatura en las elecciones municipales de 2011.

Su hermano y exconcejal ha admitido haber realizado viajes privados con los directivos de la empresa, pero ha asegurado que "pagaban a medias". Francisco Bustos también ha negado que favoreciera a Smatsa en la adjudicación, pero no ha podido rebatir las pruebas recopiladas por los Mossos y la Guardia Civil durante la investigación, según ha explicado el abogado de la Plataforma Sabadell Lliure de Corrupción, Raúl García Barroso.

Smatsa presenta un ERE

Por su parte, la empresa adjudicataria ha anunciado que presentará un ERE para reducir la plantilla, a partir del 1 de diciembre. La dirección anunciará el número de trabajadores afectados el viernes, en una reunión con el comité de empresa.

Smatsa mantiene un litigio personal y judicial con el actual Ayuntamiento de Sabadell, formado por partidos que recelan del concurso y lo criticaron durante su adjudicación cuando estaban en la oposición. De hecho, el Gobierno municipal ha estudiado cómo anular la concesión.

El actual conflicto proviene de una Inspección Técnica de Facturación (ITF) promovida por el Ayuntamiento a raíz del aumento del coste del servicio. El Consistorio acusa a la empresa de facturar por encima de los servicios prestados y con la ITF la obliga a cumplir estrictamente lo que fija la adjudicación de 2012. Smatsa llevó la ITF a los tribunales y perdió. La empresa defiende que ahora ofrece más servicios y el coste debe adaptarse a las nuevas necesidades y cifra en 1,2 millones anuales la reducción de la facturación con dicha ITF, cosa que provocará una reducción de la plantilla.

Los trabajadores se quejan de la "incertidumbre" de la situación y se muestran "enfadados". "Las guerras entre el Ayuntamiento y la empresa son suyas, que no nos metan en medio", reclama Laura Manzanera, secretaria de la Federación de servicios públicos de la UGT del Vallès Occidental.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información