Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Puentes de hierro para cruzar la región

La Comunidad tiene protegidas una decena de pasarelas metálicas de los siglos XIX y XX

Puente de hierro de Arganda del Rey del siglo XIX - XX. Ver fotogalería
Puente de hierro de Arganda del Rey del siglo XIX - XX.

Los puentes construidos en la región antes de 1936 están catalogados como Bien de Interés Patrimonial. Entre ellos —la Comunidad de Madrid ha documentado 110 históricos— se encuentran una decena de estructura metálica, obras de ingeniería y arquitectónicas con sus vigas de acero y roblones (remaches que sujetan las piezas) a la vista. “Se trata de otorgarles una protección genérica siempre que no tengan otra específica”, explica Miguel Ángel García Valero, subdirector general de Protección y Conservación de la Comunidad. Exentos ya de tráfico se han convertido en monumentos para los turistas. Su visita es una buena excusa para conocer la región. 

Arganda del Rey. Por el puente de hierro de Arganda o de Rivas Vaciamadrid, inaugurado en 1910, ha cruzado el río Jarama hasta el cuadro de Las Meninas de Velázquez camino de Valencia en diciembre de 1936, tras la evacuación del Museo del Prado. Sus dimensiones amenazaban con dejarlo atorado en la estructura, por lo que fue bajado del camión y transportado a mano con unos rodillos junto a otros lienzos de similares medidas.

Es una de las anécdotas que atesora esta pasarela colgante de hierro, “el ejemplo más relevante dentro de este tipo de puentes metálicos de la región”, indica la Comunidad. La estructura fue inmortalizado por Ernst Hemingway en Por quien doblan las campanas. El escritor quedó impresionado por el combate que se libró allí en los primeros días de la Batalla del Jarama. El intento de tomarlo fue rechazado y los combates llegaron al cuerpo a cuerpo.

Titulcia. Este pequeño pueblo del sureste madrileño, más conocido por el importante yacimiento carpetano y romano sobre el que está edificado, cuenta con un bello ejemplo de estas obras de ingeniería. La construcción, ahora solo peatonal, data de 1894 y cruza sobre el río Jarama. Tiene una longitud de 150 metros y está construido por vigas de celosía y múltiples cruces de San Andrés (elemento de refuerzo de la estructura).

Móstoles. A las afueras del municipio, sobre el río Guadarrama en el camino de la Zarzuela, aparece la estructura metálica construida en el l siglo XIX para la línea férrea que unía Madrid con Almorax. Ahora transitan por el puente peatones y sobre todo por ciclistas, que se ha convertido en un observatorio de la vegetación de ribera que crece en esta zona muy próxima al parque regional del Curso Medio del Guadarrama.

Villaviciosa de Odón. El pequeño puente quedó arrinconado, como otros tantos, cuando se acometió la ampliación de la M-501. Tras él quedaron años de historia. Se edificó en el siglo XIX o inicios del siglo XX y es gemelo al puente de Malpartida sobre el río Perales en Navalagamella, indican las fichas de Patrimonio de la Comunidad de Madrid. La construcción está formada por cerchas en forma de arco y un tablero colgado entre ambas. El puente está integrado en un recorrido para bicicleta y peatonal.

Fuentidueña del Tajo. El camino que forma parte de este bello puente aparece como itinerario a Valencia en la recopilación de los caminos de España de Juan de Villuga (1546). Está construido mediante dos tramos de 31,61 metros con vigas hierro en celosía. En el siglo XIX desapareció el puente colgante que existía y se levantó el actual en 1873. La compañía Eng. Imbert et Cie. ganó un concurso al que concurrieron once empresas metalúrgicas y se encargó de las obras. La vinculación de esta sociedad con Gustave Eiffel (1832-1923) ha llevado a la falsa creencia de que el ingeniero francés fue su autor, advierte el blog Pasión por Madrid.

San Fernando de Henares. Sobre el río Henares, en un tramo en desuso de la M-206, aparece el puente. Inaugurado en 1889, es una estructura de un solo tramo, que se encuentra próxima al parque regional del Curso Medio del Guadarrama. El puente se apoya sobre estribos de piedra construidos mediante mampostería de piezas de gran tamaño, explica la Dirección General de Patrimonio.

Mejorada del Campo. La pasarela metálica que sobrevive en este municipio sobrevuela el río Jarama. Data de 1922 y su estado de conservación es malo. Tiene unos 80 metros de longitud y está formado por tres tramos. En el exterior cuenta con pasarelas peatonales de chapa y barandillas metálicas de protección. Una barca estuvo realizando los servicios de vadeo en ese punto hasta que los municipios aledaños consiguieron convencer a las autoridades de la necesidad de la infraestructura.

Torremocha del Jarama. La pasarela de hierro, también llamada de la Charcuela, se encuentra en la carretera M-128, al nordeste del término municipal, en el límite con la provincia de Guadalajara. Es un camino muy antiguo de conexión entre Torrelaguna y Uceda, en una calzada romana medieval. Se le atribuye un origen romano, aunque sus actuales trazas se deben a las remodelaciones que ha sufrido a lo largo del tiempo. El puente actual data de 1916 y es de dos vanos que se salvan con vigas de cajón. La estructura está construida con perfiles de acero ensamblados con roblones. La estructura de hierro está soportada por unos pilares de piedra.

Rascafría. De Miraflores a Rascafría, en la sierra madrileña, aparece este humilde puente de hierro que cruza el río Lozoya. Su origen se encuentra entre los siglos XIX y XX. Es de un solo vano y su estructura está formada por perfiles de acero en L o U unidos mediante roblones soldados. El tablero del puente es de hormigón.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Más información