Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Desconvocada la huelga de barrenderos en Madrid

Los trabajadores han aprobado la última propuesta de las empresas: un aumento salarial del 10%

Trabajador de la limpieza viaria de Madrid, en una imagen de 2017.
Trabajador de la limpieza viaria de Madrid, en una imagen de 2017.

Los barrenderos de Madrid no irán hoy a la huelga. Aunque las negociaciones entre la patronal y los sindicatos en los últimos días no había logrado culminar con un acuerdo, los trabajadores han decidido este martes aceptar la última oferta de las empresas adjudicatarias (FCC, Sacyr-Valoriza, OHL y Ferrovial). La propuesta supone un incremento salarial del 10% y culmina las negociaciones de un nuevo convenio, que estará en vigor los próximos tres años.

Unos 800 afiliados de UGT, sindicato mayoritario en el sector de limpieza, han aceptado a mano alzada y por unanimidad la oferta en una asamblea. Solo se ha registrado un voto en contra y una abstención. “Es un acuerdo importante que colma las expectativas de los empleados”, afirma Juan Carlos del Río, de UGT. La propuesta supone una subida de dos euros al día del salario base de cada trabajador (que fluctúa entre los 700 y los 900 euros) el primer año. El incremento se consolida y, los dos siguientes ejercicios, las 14,5 pagas se convierten en 15, todas ellas con el mismo montante, el del salario base.

La petición inicial de los sindicatos era que, después de cinco años sin mejoras salariales, su sueldo base se ampliara en cuatro euros diarios, lo que supondría unos 100 al mes. Al final se tendrán que conformar con la mitad. También solicitaban más contratos a tiempo completo. Con el nuevo convenio, la plantilla verá cómo un plus concreto se convierte en un complemento fijo y cómo los barrenderos que trabajan los fines de semana ganan un día libre en Navidad. Además, al menos 10 trabajadores a tiempo parcial de cada lote de limpieza (son seis en total) verán cómo sus contratos se convierten en uno de jornada completa. “Los empleados a tiempo parcial suponen la mitad de una plantilla de 6.000 trabajadores”, ha denunciado Del Río.

Pendientes de CCOO

Comisiones Obreras (CCOO) convocará este miércoles a sus afiliados en una asamblea para valorar la oferta de la patronal. “UGT tiene la mayoría en la mesa y está capacitada para firmar el nuevo convenio”, ha explicado Isabel Rodríguez, coordinadora de CCOO en Madrid capital. Este sindicato ya había anunciado hace unos días que no se sumaría a la huelga y que su intención era negociar hasta el final. Lo mismo que la patronal. “Las empresas han hecho un enorme esfuerzo para hacer la oferta, que supone mejoras económicas y sociales”, ha señalado Mariano Sancho, presidente de la Asociación de Empresas de Limpieza Pública y Cuidado del Medio Ambiente Urbano (Aselip).

En opinión de Sancho, con esta decisión de los trabajadores “se ha conseguido un poco de paz laboral, que es muy importante y que repercute en la ciudad”. La huelga, indefinida, estaba prevista para este miércoles, justo al finalizar la fiesta patronal de San Isidro. El objetivo era exigir las mejoras salariales que llevan cinco años esperando. Los trabajadores encargados de la limpieza viaria en la capital ya llevaron a cabo en 2013 una medida similar. Duró 13 días y terminó después de que los sindicatos aceptaran un “incremento salarial cero” para evitar que las empresas despidieran a 1.300 compañeros.

Más información