Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Área Metropolitana frena la subida del agua en Barcelona

El vicepresidente de Medio Ambiente de la AMB, Eloi Badia, ha decidido dejar sin efecto el incremento de la compra en alta acordado por el ACA

Distribuïdora d'ATLL.
Distribuïdora d'ATLL.

El culebrón del precio del agua en Barcelona y su área acabará en una rebaja. El Área Metropolitana de Barcelona (AMB) ha decidido bajar la tarifa un 1,65%, aunque Agbar había solicitado un aumento del 3,7%. El coste apuntaba a subida porque la Agencia Catalana del Agua (ACA) había aprobado aumentar un 11,8% el precio al que compra el agua en alta a Aigües Ter Llobregat (ATLL). La subida se aprobó el pasado mes de diciembre a pesar del rechazo de las entidades. Ahora la AMB confía en que la ACA dará marcha atrás en este incremento.

El baile de números sobre el precio del agua en la capital catalana y su área tiene origen en el aumento que aprobó en plenas vacaciones de Navidad la Agencia Catalana del Agua (ACA), que depende de la Generalitat. Un 11,8% más al comprar el agua en alta que habría repercutido un 35% en el recibo de los ciudadanos (un euro al mes). El aumento había puesto en pie de guerra a las entidades que luchan contra la pobreza energética y había originado un contencioso del Área Metropolitana y Agbar contra la subida aprobada en diciembre. A raíz de la subida del precio del agua en alta, Agbar anunció esta semana la propuesta a la Generalitat de un encarecimiento del 3,7% de la factura.

El incremento, además, se aprobó cuando se esperaba la sentencia del Tribunal Supremo sobre la adjudicación, en 2012, de la empresa pública Aigües Ter Llobregat (ATLL) a un consorcio liderado por Acciona.

El vicepresidente de Medio Ambiente de la AMB, Eloi Badia, ha presentado este viernes la revisión de tarifas del agua en los municipios que abastece Agbar que se traducirá en un descenso del 1,65%. La actualización, ha subrayado Badia, será la segunda rebaja consecutiva en las tarifas del agua potable. Supondrá unos tres euros de ahorro al año por familia, que se sumarán a los cuatro del año pasado.

Sentencia de ATLL

La fórmula por la que el AMB conseguirá no repercutir el aumento aprobado por la Generalitat ha consistido en revisar varios costes a la baja. De entrada, el AMB ha decidido no repercutir el aumento de la tarifa de compra en alta a ATLL, que suponía un coste de 12,7 millones y contra la que tanto el Área Metropolitana como Agbar han recurrido. Para ello se escuda en la sentencia del Tribunal Supremo, que el pasado mes de febrero anuló la privatización de ATLL, con el argumento de que la política tarifaria ha sido errónea. La sentencia sobre ATLL llegó después de años de recursos por parte de Agbar, la otra empresa en concurso.

Con todo, la reducción que ha anunciado Badia depende de que la Agencia Catalana del Agua dé marcha atrás en la subida que aprobó de la compra de agua en alta. Fuentes de la ACA confirman que tienen previsto celebrar un Consejo extraordinario de la Red de la ATLL “en breve”, en el que se tomaría la decisión.

Por otro lado, para conseguir la rebaja se han revisado los costes financieros, el cánon de salmorras, la actualización del IPC y se ha ajustado el volumen de agua a la cantidad realmente suministrada. Ajustes que suman 4,8 millones, de forma que el ahorro total que permitirá bajar el recibo es de 17,5 millones.

Más información