Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
MERCAMADRID

La ciudad que nunca duerme

Mercamadrid celebra sus 35 años de historia con una exposición fotográfica dedicada a sus trabajadores

Un trabajador lleva una carretilla por el pasillo frutas y hortalizas de Mercamadrid en una imagen histórica sin datar. Ampliar foto
Un trabajador lleva una carretilla por el pasillo frutas y hortalizas de Mercamadrid en una imagen histórica sin datar.

Dentro de Madrid existe otra ciudad; una ciudad que nunca duerme por la que pasan más de 25.000 personas diariamente. Se trata de Mercamadrid, uno de los mercados de abastecimiento más grandes e importantes del mundo, que este año celebra su trigésimo quinto aniversario. Para conmemorar este hito, se ha organizado una exposición fotográfica que tiene como protagonistas a los propios trabajadores. "Se habla de Mercamadrid como un ente abstracto y eso hace que se olvide el factor humano que hay detrás; esta muestra busca reconocer el esfuerzo y la dedicación de las 8000 personas de 30 nacionalidades diferentes que trabajan aquí", dicen desde la dirección general de la empresa mixta.

La muestra se compone de 62 imágenes tomadas en los últimos meses y exhibidas en los accesos peatonales de las diferentes naves que conforman la instalación de más de 200 hectáreas de superficie (el equivalente al Principado de Mónaco). También se ha creado un video conmemorativo, titulado Mercamadrid: la ciudad que nunca duerme, en el que los trabajadores muestran el mercado por dentro.

Por este mercado pasan cada día más de 1.200 vehículos, lo que, según la dirección, requiere de "una absoluta sincronización de movimientos". "Te impresiona la actividad frenética que hay y el ambiente que genera", comenta uno de los trabajadores en el vídeo. Mercamadrid opera las 24 horas del día en varios turnos para abastecer diariamente a 12 millones de consumidores (en un área de influencia de 500 kilómetros). Desde la medianoche hasta las 6.00 (aproximadamente), se reciben y descargan los camiones de mercancías que llegan desde todas partes de España. Después, comienza la venta, que puede alargarse hasta las 11.00. Concluida esta fase, es el turno de las brigadas de limpieza. Y por la tarde, comienza otro ciclo de abastecimiento, esta vez para los negocios de proximidad.

Mercamadrid, formada por el Ayuntamiento de Madrid y la empresa nacional MERCASA, se creó en 1973 para dar solución al crecimiento demográfico que estaba experimentando la ciudad debido a la migración desde las zonas rurales. "Había una carencia de instalaciones adecuadas para el tratamiento, manipulación y conservación de alimentos; además, los antiguos mercados estaban emplazados en el centro de la ciudad, lo que ocasionaba perturbaciones en el tráfico urbano", apuntan desde la empresa. Nueve años después, el 30 de noviembre de 1982, el entonces alcalde, Enrique Tierno Galván, inauguró el Mercado Central de Pescados, al que se sumaría posteriormente el Mercado Central de Frutas y Hortalizas. Desde entonces se han ido incorporando nuevas instalaciones e innovaciones como la digitalización de los servicios, un nuevo sistema de gestión de residuos, o la iluminación LED del recinto con sistema de telegestión punto a punto.

Más de 800 empresas trabajan actualmente en Mercamadrid, algunas procedentes de los antiguos mercados de la capital que se han convertido en negocios familiares de segunda y tercera generación. Como explican desde la dirección general, "este relevo generacional ha permitido a estas empresas adaptarse a los nuevos canales de distribución como el comercio electrónico".
Pero no todo es compra y venta en esta pequeña ciudad, también cuenta con un centro de formación especializado en los oficios de pescadería, carnicería, verdulería, frutería etcétera (los cuales no forman parte de la educación reglada). Además, Mercamadrid realiza visitas guiadas a sus instalaciones todos los viernes (bajo inscripción previa en su página web).